Noviembre 28, 2014, 22:34:41 *
Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.
¿Perdiste tu email de activación?

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
 
   Inicio   Foro Ayuda Ingresar Registrarse  
Aviso acerca de cookies:
Este sistema de foros utiliza cookies para almacenar información en su ordenador al efecto de personalizar su visita y guardar preferencias .

Estas cookies no contienen la información que ha ingresado, se utilizan internamente con objeto de optimizar su experiencia de usuario, y en ningún caso con fines comerciales ni se facilitarán a terceros.
Al hacer uso de esta web, acepta el uso que hacemos de las cookies.
Páginas: [1] 2   Ir Abajo
  Imprimir  
Autor Tema: Climatologia & Metereologia  (Leído 13977 veces)
0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« : Febrero 08, 2011, 12:06:35 »

Post con material referente a este tema.
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #1 : Febrero 08, 2011, 12:09:26 »

Enero, algo más seco y cálido


07/02/2011  Enero ha sido algo más seco de lo normal, con una precipitación acumulada en torno a un 20% por debajo de su valor medio de 67 mm. En cuanto a la temperatura, ha resultado también algo más cálido, con unas temperaturas medias, un 0,5ºC por encima del valor medio del mes.



No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


Citar

Avance Climatológico de Enero
Resumen sinóptico del mes

El mes comenzó con circulación zonal en altura en el área de la Península Ibérica y Baleares y con una vaguada profunda de eje en Centroeuropa. Las borrascas situadas en latitudes a la altura de Escocia produjeron el paso de frentes que trajeron lluvias, sobre todo en el noroeste de la Península.
Al acercarse el final de la primera decena, en el Atlántico norte se fue intensificando, y trasladando hacia el este, una vaguada que dio lugar a la ruptura del régimen de los alisios en Canarias y a una circulación del suroeste en altura sobre la Península, con bajas presiones en superficie al noroeste de Galicia y lluvias generalizadas. A mediados de la segunda decena, la Península y las Baleares se hallaban bajo una dorsal, en una masa de aire relativamente cálida, que daba lugar a situaciones de altas presiones en superficie, con brumas y nieblas en muchos puntos. En la tercera decena del mes, la circulación en altura estuvo regida desde el principio por una bifurcación de la circulación circumpolar en el Atlántico norte que dio lugar a una situación de bloqueo. La rama norte formaba una dorsal en latitudes altas y la rama meridional una vaguada sobre latitudes entre Madeira y el archipiélago Canario, que rompía el régimen de los alisios en las Canarias. A la vez, había una vaguada profunda sobre el centro y este de Europa que abarcaba el Mediterráneo occidental. Esta situación provocaba la entraba de aire del noreste, muy frío, en la Península y Baleares. En los primeros días de la decena afectó sobre todo a la costa Mediterránea y a Baleares con nevadas y heladas, incluso en puntos cercanos a la costa. La situación de bloqueo en el Atlántico fue evolucionando hasta formar una alta cerrada al oeste de Escocia y una baja cerrada sobre el norte de la península Ibérica, con bajas presiones en superficie sobre la Península y todo el Mediterráneo occidental; una situación de lluvias generalizadas en la Península y las Baleares, con nevadas en la meseta Norte y los sistemas montañosos.
En el gráfico adjunto se aprecia la variación del índice NAO (Oscilación del Atlántico Norte) en el mes de Enero. Se aprecia que La NAO se mantuvo en fase negativa con valores entre -1 y -2 durante los seis primeros días del mes. Recuperó la fase positiva entre los días 12 y 20, y volvió a la fase negativa hasta el día 29 en que se invirtió de nuevo la tendencia.


Temperaturas

El mes de enero ha resultado en conjunto algo más cálido de lo normal, con unas temperaturas medias mensuales que se han situado en promedio 0,5º C por encima del valor medio del mes (Periodo de Referencia: 1971-2000).
Sólo en las regiones cantábricas y del este peninsular las temperaturas de Enero se mantuvieron en torno a sus valores normales o ligeramente por debajo de los mismos, mientras que en el resto de España, pese a las bajas temperaturas de la última decena, el mes resultó en conjunto más cálido de lo normal, superando la temperatura media mensual su valor medio en más de +1º C en parte de Galicia, mitad oeste de Castilla y León, zona central de Andalucía, este de Castilla La Mancha y nordeste de Cataluña. En Baleares el mes fue en general algo más frío de lo normal, mientras que en Canarias, al igual que en los meses anteriores, Enero tuvo carácter muy cálido a extremadamente cálido, con una anomalía térmica positiva del orden de 1º C a + 2º C.
A lo largo del mes hubo dos períodos claramente diferenciados en cuanto al comportamiento de las temperaturas: el primer periodo fue el comprendido entre el 1 y el 20 de enero y resultó muy cálido en general, con temperaturas medias que se mantuvieron entre 2º C y 3º C por encima de los valores normales, siendo la anomalía cálida especialmente acusada en puntos del suroeste de Castilla y León, donde llegaron a superar los 4º C. Por el contrario en la tercera decena de Enero, las temperaturas descendieron notablemente al penetrar en la Península Ibérica una masa de aire procedente del interior de Europa, situándose las temperaturas medias de esta decena alrededor de 3º C por debajo de su valor medio, por lo que se trató de la tercera decena de enero más fría desde 1960 después de las de los años 1963 y 2005.
Los valores térmicos más elevados del mes de enero se registraron en general entre los días 6 y 8 y entre el 11 y el 15. Se alcanzaron valores máximos por encima de los 22 º C en puntos de Murcia, Valencia y sur de Cataluña, mientras que en Canarias las temperaturas máximas absolutas del mes se situaron ligeramente por encima de los 25º C. El valor máximo absoluto del mes se observó en el
observatorio del aeropuerto de Gando en Las Palmas de Gran Canaria, el día 6 con 25,9º C. En territorio peninsular el valor más elevado correspondió a Valencia con 23,0º C también el día 6, valor igualado por el observatorio de Melilla el día 7.
Las temperaturas más bajas de enero se registraron en el episodio de frío antes citado, observándose las temperaturas mínimas absolutas entre los días 22 y 23, fechas en las que las temperaturas descendieron por debajo de -10 º C en zonas montañosas y algunos puntos de las dos mesetas. El valor mínimo en estaciones principales se registró el día 23 en Molina de Aragón con -13,6º C. Entre capitales de provincia destacan los valores registrados en Teruel, con -13,0º C el día 23 y Soria, con -10,4º C el día 26.

Precipitaciones

El mes de enero ha sido en conjunto algo más seco de lo normal, de forma que el valor de la precipitación acumulada en promedio sobre el territorio de España ha quedado en torno a un 20% por debajo de su valor medio de 67 mm.
El mes ha resultado no obstante húmedo a muy húmedo en los dos archipiélagos, así como normal a húmedo en la mayor parte del cuadrante noroeste peninsular, Madrid, norte de Extremadura y algunas zonas de Castilla La Mancha, mientras que en el resto de España fue en general normal a seco, habiendo resultado incluso muy seco en Cantabria, País Vasco, Navarra y extremo oeste de Andalucía. En algunas áreas del País Vasco, norte de Navarra y noroeste de Cataluña, las precipitaciones no llegaron a alcanzar el 25% de los valores medios.
En la primera decena del mes las precipitaciones más importantes afectaron a Galicia, especialmente a la zona de las Rías Bajas donde las cantidades acumuladas superaron los 200 mm. Estas precipitaciones disminuyeron gradualmente en intensidad hacia el este, de forma que en las regiones de la vertiente mediterránea predominó en esta decena el tiempo seco, lo que también sucedió tanto en Baleares como en Canarias.
La segunda decena de enero fue mucho menos húmeda que la anterior, de forma que tan sólo se produjeron precipitaciones significativas en Galicia y regiones cantábricas. Las precipitaciones más importantes correspondieron de nuevo a la zona de las Rías Bajas, si bien con cantidades que no superaron los 40 mm.
En la tercera decena de Enero las precipitaciones afectaron a toda España con excepción de algunas zonas del sur de Galicia y noroeste de Castilla y León donde prácticamente no hubo precipitaciones. Las cantidades de precipitación más importantes, con valores localmente superiores a los 100 mm. se registraron en torno al estrecho de Gibraltar y en el archipiélago Canario, que se vio afectado por un importante temporal de lluvias en los últimos días del mes.
Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destaca el registro de Vigo (aeropuerto) con 68,3 mm. el día 6, seguido de los 57,7 mm. observados en Santander el día 29. Este valor de Santander supera al anterior registro máximo de precipitación diaria en Enero de esta estación con serie iniciada en 1947. También en Lugo con 55,3 mm. el día 6 se superó el máximo valor de precipitación diaria del mes, con datos desde 1951.

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
ASER
Satélite
**
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 43



Ver Perfil
« Respuesta #2 : Febrero 09, 2011, 22:01:15 »

Nou en el pueblo no se habla de otra cosa, mira, te lo digo de verdad por que he nacido aqui,estamos flipando con este invierno...el invierno empezo mas o menos dentro de la normalidad,..y me refiero abarcando las temporadas de mas o menos nieve o frio, de nevadas tardias o tempranas,pero nevaba...que no era ni mucho menos se le parecia a cuando yo era pequeño, decada de los 70, que menudos paquetes caian, la cosa es que ya empezo en el mes de enero, ya fue para flipar..hubo una minuscula borrasca a principios del mes,casi todo el mes como has comentado, pero lo extraño fue una semana de primavera que hubo, con temperaturas inusuales...sin nieve...fatal...menos mal que al quedar rasa la noche se podia ir tirando con la nieve de cañon, pero este mes de febrero que teoricamente es identico al de enero, a sido de aquello que no recuerdas algo similar...o que aunque se haya producido no es muy frecuentemente...me refiero a estos dias que estamos pasando actualmente, sin ninguna nube si quiera..y jolines que estamos en los pirineos..., pero la cosa no queda ahi..y es que la comidilla y el espanto se esta apoderando de los comerciantes y demas ciudadanos, como sabrais hay muy pocos que tengan tan buenas fuentes climatologicas como los responsables de las pistas de ski...despues esta algun colega que coge mucho la avioneta y logicamente necesita de buena informacion, despues los payeses y abuelos del lugar, luego por trabajo las comunicaciones diarias climatologicas via gubernamental, por protocolo de actuacion,...y finalmente los comentarios con compañeros amigos y conocidos , pues que todo el mundo coincide en que este mes no va a nevar o no va haber muchas percipitaciones, pero es que algunos van mas alla y comentan que hasta mediados o finales de marzo...es de locos , no me lo puedo creer ???
« Última modificación: Febrero 09, 2011, 22:14:52 por ASER » En línea

No hay mejor placer que compartir lo que te gusta
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #3 : Febrero 10, 2011, 02:49:51 »

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
Nou en el pueblo no se habla de otra cosa, mira, te lo digo de verdad por que he nacido aqui,estamos flipando con este invierno...el invierno empezo mas o menos dentro de la normalidad,..y me refiero abarcando las temporadas de mas o menos nieve o frio, de nevadas tardias o tempranas,pero nevaba...que no era ni mucho menos se le parecia a cuando yo era pequeño, decada de los 70, que menudos paquetes caian, la cosa es que ya empezo en el mes de enero, ya fue para flipar..hubo una minuscula borrasca a principios del mes,casi todo el mes como has comentado, pero lo extraño fue una semana de primavera que hubo, con temperaturas inusuales...sin nieve...fatal...menos mal que al quedar rasa la noche se podia ir tirando con la nieve de cañon, pero este mes de febrero que teoricamente es identico al de enero, a sido de aquello que no recuerdas algo similar...o que aunque se haya producido no es muy frecuentemente...me refiero a estos dias que estamos pasando actualmente, sin ninguna nube si quiera..y jolines que estamos en los pirineos..., pero la cosa no queda ahi..y es que la comidilla y el espanto se esta apoderando de los comerciantes y demas ciudadanos, como sabrais hay muy pocos que tengan tan buenas fuentes climatologicas como los responsables de las pistas de ski...despues esta algun colega que coge mucho la avioneta y logicamente necesita de buena informacion, despues los payeses y abuelos del lugar, luego por trabajo las comunicaciones diarias climatologicas via gubernamental, por protocolo de actuacion,...y finalmente los comentarios con compañeros amigos y conocidos , pues que todo el mundo coincide en que este mes no va a nevar o no va haber muchas percipitaciones, pero es que algunos van mas alla y comentan que hasta mediados o finales de marzo...es de locos , no me lo puedo creer ???



Es lo que tiene no poder denunciar a la meteorología por incumplimiento de contrato. La meteorología es precisamente esto, algo dinámico y no exacto. Y el error es nuestro cuando pensamos que es algo exacto y que nunca falta a su hora.
Eso si, es un invierno muy aburrido.
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #4 : Febrero 15, 2011, 11:37:42 »




Hoy tenemos xampions  :scratch:, Ganaremos o no ganaremos.......como llueva pillare una pulmonía, que el mestalla ya lo conozco tras currar en el 2 años.
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #5 : Febrero 15, 2011, 12:56:48 »



Mapa de intensidades de precipitación


Este mapa se genera cada 15 minutos a partir de los datos de precipitación acumulada por las estaciones de la red Meteoclimatic.

A partir de estos datos, se calcula la intensidad de la precipitación de cada estación y se simboliza con un color sobre el mapa, con el que se obtiene una visión global de las precipitaciones y su importancia.

Es importante destacar que, a pesar de poder parecerlo, no se trata de un radar de precipitación. En primer lugar porque no existe precisión sobre los límites afectados, y en segundo porque hay muchas zonas que no están cubiertas por la red.

Las intensidades de las precipitaciónes se indican con un color según la siguiente tabla:



¿Qué es Meteoclimatic?
Meteoclimatic es una gran red de estaciones meteorológicas automáticas no profesionales en tiempo real y un importante directorio de recursos meteorológicos. Si tienes una estación automática y deseas compartir tus datos, te invitamos a participar en Meteoclimatic. Entre todas las estaciones haremos de Meteoclimatic un lugar útil para consultar los datos de tu observatorio y seguir el tiempo y el clima de todos los observatorios del ámbito de cobertura de Meteoclimatic: Península Ibérica, los dos archipiélagos, sur de Francia y la África cercana al Estrecho de Gibraltar.

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


Una pena que no permita pinchar la imagen de la península completa sino solo por C.C.A.A., pero para ser algo gratuito y no gubernamental esta la mar de bien. No es perfecto pero esta tecnología hace 2 décadas seria una utopía.
« Última modificación: Febrero 15, 2011, 12:58:22 por Nou_Moles » En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #6 : Marzo 10, 2011, 12:50:15 »

Avance Climatológico de Febrero de 2011

Resumen sinóptico del mes



El mes comenzó y terminó con una situación sinóptica en la que la circulación en altura estuvo regida por una dorsal en el Atlántico y una baja desprendida sobre el Mediterráneo occidental, con altas presiones en el Atlántico oriental y bajas en el Mediterráneo occidental en superficie, que provocaron la entrada de vientos fríos del noreste y lluvias en el Cantábrico oriental, las islas Baleares y puntos del Levante peninsular.

A partir del día 4 y hasta mediados de mes se dio en altura una situación de circulación zonal a altas latitudes sobre el Atlántico; la Península y las Baleares quedaron bajo una masa de aire relativamente cálido, con altas presiones en superficie y un tiempo estable de brumas y nieblas en muchos puntos y temperaturas suaves para la época del año en las zonas libres de ellas.

En la tercera semana del mes la circulación del vórtice circumpolar bajó de latitud y se hizo intensa sobre el Atlántico oriental medio y la península Ibérica. El día 16 se dio incluso una situación de vaguada con baja desprendida al noroeste de la Península. En superficie se sucedieron las situaciones de bajas presiones con el paso de frentes, vientos fuertes lluvias generalizadas y temperaturas suaves.


En la última semana la situación estuvo marcada por una dorsal sobre el Atlántico y, sobre Europa, una vaguada cuyo eje se desplazó dentro del continente de este a oeste y acabó en una baja desprendida sobre el Mediterráneo occidental. Hasta la entrada, al final de mes, de aire frío debido la influencia de las bajas presiones sobre el Mediterráneo occidental, la mayor parte de la Península estuvo bajo una masa de aire cálido que dio lugar a días soleados y temperaturas suaves.

En Canarias se mantuvo el régimen de los alisios en la mayor parte del mes; si bien se dieron unos días a mediados de febrero en los que una bifurcación del vórtice a la altura del meridiano 20º W provocó que los alisios fueran sustituidos por vientos de componente oeste o noroeste.

En el gráfico adjunto se aprecia la variación del índice NAO (Oscilación del Atlántico Norte) en febrero. Se puede apreciar que entró en fase positiva a finales de enero y que así se ha mantenido durante la mayor parte del mes de febrero. No obstante, presentó valores ligeramente negativos, poco significativos, entre los días 18 y 23 de febrero.


Variación del índice NAO en febrero de 2011


Ver en el pdf.


Temperaturas





El mes de febrero ha resultado algo más cálido de lo normal en general, con unas temperaturas medias mensuales que se han situado en promedio 0,5º C por encima del valor medio del mes (Periodo de referencia: 1971-2000).

Sólo en algunas zonas de Andalucía, extremo occidental peninsular y sureste las temperaturas medias del mes oscilaron en torno a sus valores normales mientras que en el resto de España febrero tuvo en general carácter cálido. La temperatura media mensual superó a su valor normal en más de +1º C en algunas áreas de las regiones cantábricas, Castilla- La Mancha, Castilla y León, Navarra, Aragón y Cataluña. En Baleares el mes fue normal a cálido, excepto en Ibiza donde tuvo carácter frío, mientras que en Canarias el mes de febrero resultó en general más cálido de lo normal, si bien la anomalía térmica positiva no fue tan acusada como en meses anteriores, manteniéndose en general por debajo de 1º C.

A lo largo del mes hubo dos períodos claramente diferenciados en cuanto al comportamiento de las temperaturas: el primer periodo fue el comprendido entre el 1 y el 18 de febrero y resultó de temperaturas próximas en conjunto a los valores normales, con máximas algo superiores a los valores medios y mínimas inferiores a los mismos y con una ligera tendencia a subir hasta el día 10 y a bajar posteriormente; por el contrario a partir del día 19 las temperaturas subieron de forma apreciable, de forma que en la tercera decena del mes se situaron entre 2º C y 3º C por encima de los valores normales.


Los valores térmicos más elevados del mes de febrero se registraron al final del mismo, entre los días 24 y 26. Se alcanzaron valores muy próximos a los 30 º C en algunos puntos de Murcia y superiores a los 25 º C en áreas del sur de Andalucía, así como en Ceuta e isla de Lanzarote. El valor máximo absoluto del mes en observatorios principales se registró en el observatorio de Murcia, que registró 29,4 º C el día 26, valor que supera al anterior registro máximo de temperatura para febrero en dicha estación, que databa del año 1990.

Las temperaturas más bajas de febrero se registraron en la mayor parte de las estaciones en los primeros 3 días del mes, cuando se produjeron heladas en todo el interior peninsular, que llegaron a alcanzar a algunas zonas del litoral mediterráneo. Los valores mínimos entre estaciones principales se registraron el día 1 con -9,0º C en el observatorio del Puerto de Navacerrada y -8,6º C en Molina de Aragón. Entre capitales de provincia destacan los valores registrados en Guadalajara, con -6,3 º C el día 2 y Teruel con -6,2º C el día 4.





Precipitaciones


El mes de febrero ha sido en conjunto normal a ligeramente más seco de lo normal, de forma que el valor de la precipitación acumulada en promedio sobre el territorio de España ha quedado en torno a un 10% por debajo de su valor medio de 56 mm. (Periodo de referencia: 1971-2000).

El mes sido no obstante húmedo en el País Vasco, Navarra, La Rioja y parte de Aragón, Castilla-La Mancha, Extremadura y Andalucía, mientras que en el resto de la España peninsular ha sido normal a seco. El déficit de precipitaciones respecto al valor normal fue más acusado en las regiones de la vertiente mediterránea, de forma que en amplias zonas de Valencia así como en el sur de Murcia y de Cataluña las precipitaciones acumuladas en el mes no superaron el 25% de los valores medios normales. En Baleares el mes ha resultado húmedo en general, mientras que en Canarias ha sido por el contrario más seco de lo normal.


Cartografia de precipitaciones, ver en el pdf.


En la primera decena del mes predominó el tiempo seco y soleado en España, de forma que tan sólo se registraron algunas precipitaciones, en general débiles, en Galicia, País Vasco e islas occidentales del archipiélago canario. La cantidad más destacable en esta decena fue la que se recogió en el aeropuerto de La Palma, donde se registraron 18,6 mm.

La segunda decena de febrero fue la más húmeda del mes, registrándose precipitaciones en prácticamente toda España, si bien fueron de muy escasa importancia las que afectaron a las regiones mediterráneas y a Canarias. Las mayores cantidades de precipitación se registraron en el suroeste de Galicia, alcanzándose valores acumulados del orden de los 120 a 150 mm. en la zona de las Rías Bajas.
En la tercera decena de febrero las precipitaciones sólo afectaron al tercio norte peninsular y a Baleares, siendo más importantes en el País Vasco y Navarra, mientras que en el resto de España predominó el tiempo seco. Las mayores cantidades de precipitación se registraron en el norte de Navarra, con totales acumulados superiores a los 125 mm.

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destaca el registro de San Sebastián (aeropuerto de Fuenterrabía) con 56,3 mm. el día 22. Cabe también destacar que los 37,8 mm. que se registraron en el observatorio de Jaén el día 15 superaron al máximo valor de precipitación diaria del mes de febrero de la serie de esta estación con datos desde 1985.

Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #7 : Marzo 17, 2011, 02:18:53 »




.....................................................................



Persistent multi-decadal Greenland temperature  fluctuation through the last millennium
Takuro Kobashi, Jeffrey P. Severinghaus, Jean-Marc Barnola, Kenji Kawamura Tara Carter, Tosiyuki Nakaegawa
Climatic Change 2009


En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #8 : Marzo 17, 2011, 13:26:50 »

Evolución del ártico en los últimos siglos. En la fuente hay mucha más información y cartografía.


ACSYS Historical Ice Chart Archive


Filenames
Filenames contain the date for which the ice chart is valid. From 1550 until 1965, the filename contains the date only, and from 1966 onwards the date is preceded by the prefix “ice”. The date format is “yyyymmdd”. For example, the file “18660422.shp” contains the ice chart for 22 April 1866, while “ice20020103.shp” contains the ice chart for the 3 January 2002 (as illustrated below).


Citar
Los nombres de archivo
Filenames contain the date for which the ice chart is valid. Los nombres de archivo contiene la fecha en que la carta de hielo es válido. From 1550 until 1965, the filename contains the date only, and from 1966 onwards the date is preceded by the prefix “ice”. Desde 1550 hasta 1965, el nombre del archivo contiene la fecha solamente, y desde 1966 en adelante, la fecha es precedido por el prefijo "hielo". The date format is “yyyymmdd”. El formato de fecha es "aaaammdd". For example, the file “18660422.shp” contains the ice chart for 22 April 1866, while “ice20020103.shp” contains the ice chart for the 3 January 2002 (as illustrated below). Por ejemplo, el archivo "18660422.shp" contiene el gráfico de hielo para el 22 de abril de 1866, mientras que "ice20020103.shp" contiene el gráfico de hielo para el 03 de enero 2002 (como se ilustra a continuación)



El más antiguo es de agosto de 1553, los que fueron hasta allá registraron el casquete polar en esa línea:

Citar
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



Agosto de 1605:





Agosto de 1652:




Agosto de 1707:




Agosto de 1751:




Agosto de 1803:




Agosto de 1851:




Agosto de 1901 (las diferentes líneas aparecen cuando tienen varias fuentes que no coinciden:




Agosto de 1951:




Agosto de 2001:



Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #9 : Marzo 19, 2011, 21:59:35 »

22/03/2010  El invierno 2009-2010 ha resultado muy húmedo a extremadamente húmedo en buena parte del territorio nacional, de forma que la precipitación media ha sido del orden de los 400 mm., el doble del valor medio, y se sitúa como el tercer invierno más lluvioso desde 1947, después de los de los años 1978-79 y 1995-96. En cuanto a la temperatura, ha resultado algo más frío de lo normal, con 0,2º C por debajo de su valor medio. (Se ajunta el documento completo)









................................................................................................


Marzo, más frío y húmedo


06/04/2010  El mes de marzo ha resultado más frío de lo normal en general, con una temperatura media de 0,5 º C por debajo de su valor medio, lo que lo sitúa como el 11º mes de marzo más frío de los últimos 40 años. En precipitación, este mes ha sido húmedo a muy húmedo en la mayor parte de España, con un valor que supera en más del 50 % a la media.





El mes de marzo ha resultado más frío de lo normal en general, con una temperatura media promediada sobre el conjunto de España que se ha situado alrededor de 0,5 º C por debajo de su valor medio (Periodo de Referencia: 1971-2000), lo que lo sitúa como el 11º mes de marzo más frío de los últimos 40 años. El mes tuvo no obstante carácter normal a cálido en el centro y sur de Andalucía, así como en él norte de Galicia, regiones de la vertiente cantábrica y Navarra, mientras que en el resto de las regiones peninsulares resultó frío en general, teniendo incluso carácter muy frío en algunas zonas del levante, noroeste de Castilla León y sur y oeste de Cataluña. Cabe destacar que en áreas de ambas Castillas, Madrid, Valencia y Cataluña las temperaturas medias del mes se llegaron a situar entre 1º C y 2º C por debajo de sus valores medios normales. En Baleares el mes fue frío a muy frío con unas temperaturas medias que se situaron en torno a 1º C por debajo de su valor normal para marzo. En Canarias, por el contrario, se mantuvo un mes más la acusada anomalía cálida que se viene observando en el archipiélago desde el pasado otoño, de forma que marzo tuvo carácter muy cálido en general, con unas temperaturas medias mensuales que se situaron en promedio en torno a 2 C º por encima de los valores normales, llegando a alcanzar la anomalía cálida el valor de +3,4º C en el observatorio de Izaña.

Las temperaturas más bajas de Marzo se registraron entre el final de la primera decena y el comienzo de la segunda, en especial entre los días 10 y 11 de marzo, observándose el valor mínimo en Navacerrada que llegó a registrar -12,4 en la madrugada del día 10, mientras que en capitales destaca Valladolid (aeródromo de Villanubla)  que alcanzó un valor mínimo de - 7,5 º C también el día 10. Además de en zonas de montaña, en numerosos puntos de Castilla y León, Castilla- La Mancha y  Aragón así como del interior de Galicia, País Vasco y Cataluña, las temperaturas mínimas en los días citados registraron valores inferiores a -4º C. Cabe destacar que en el observatorio de Palma de Mallorca el día 10 se registró una temperatura mínima de 1,6º C que supera la anterior mínima absoluta de marzo con datos desde 1978.

Por otro lado, los valores térmicos más elevados se registraron en los períodos comprendidos entre los días 16-18, 20-22 y 27-28 del mes. Destaca con diferencia, como valor más elevado, los 32,9 º C que se registraron en Puerto del Rosario-Fuerteventura el día 18. Cabe destacar que en dicha estación la temperatura media del mes superó el anterior valor máximo de temperatura media mensual de marzo de la serie histórica (iniciada en 1967). Dentro del territorio peninsular la temperatura máxima más elevada del mes se observó en Sevilla (aeropuerto) el día 19, con un valor de 27,4 º C.





Precipitaciones


  Marzo ha sido húmedo a muy húmedo en la mayor parte de España, siendo la precipitación media del mes sobre el conjunto de España de 70 mm., valor que supera en más del 50 % a la media para marzo sobre el período de referencia 1971-2000. Tan sólo en las regiones de la vertiente cantábrica así como en el norte de Galicia y en Canarias el mes resultó seco a muy seco, mientras que en el resto de España fue húmedo a muy húmedo en general; especialmente húmedo resultó el mes en el tercio occidental peninsular y en el extremo sur de Andalucía, de forma que en la mayor parte de Extremadura, así como áreas del sur y oeste de Andalucía y suroeste de Castilla y León las precipitaciones acumuladas en el mes llegaron a superar ampliamente el doble de los valores medios de marzo.






Por lo que respecta a la evolución de las precipitaciones a lo largo del mes, cabe indicar que la primera decena fue la más lluviosa del mes, especialmente en Extremadura, Andalucía y nordeste de Cataluña; las mayores cantidades de precipitación se registraron en la provincia de Cádiz, donde los totales acumulados superaron los 100 mm. Cabe por otro lado destacar que en Cataluña se registró un importante temporal de nieve durante los días 7 y 8.

A lo largo de la segunda decena de marzo disminuyeron en general las precipitaciones en el centro y sur de la península, si bien en el cuadrante noroeste se registraron aún  precipitaciones significativas, con cantidades superiores a los 30 mm en el oeste de Galicia y suroeste de Castilla y León.

En la tercera decena, las precipitaciones fueron abundantes en el noroeste peninsular, especialmente en Galicia con totales acumulados en general superiores a los 70 mm; estas precipitaciones afectaron en mayor o menor medida a la mayor parte de las regiones, si bien disminuyendo rápidamente las cantidades de precipitación recogidas hacia el sur y el este, de forma que en las zonas del levante y sureste de la península, así como en ambos archipiélagos quedaron por debajo de los 5 mm.

La precipitación máxima diaria acumulada en observatorios principales en este mes fue, con gran diferencia, la que se registró en Ceuta el día 6 con 146,5 mm. , seguido de los 42,1 mm. que se midieron en Palma de Mallorca el día 7.


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


................................................................................................


05/05/2010  El mes de abril ha resultado muy cálido, con una temperatura media en torno a 2,0 ºC por encima de su valor medio, que lo sitúa como el tercer mes de abril más cálido de los últimos 40 años. En cuanto a precipitaciónes, llovió un 25% menos de lo normal para este mes.




Los valores de las anomalías de la temperatura media mensual han sido especialmente elevados en las regiones del centro y oeste de la península, llegando a superar los + 3º C en áreas del oeste de Andalucía y sur de Castilla la Mancha, así como en torno al Sistema Central, mientras que sólo en algunos puntos del área levantina las temperaturas medias de abril se han situado en torno a los valores medios normales. En Canarias, el mes resultó muy cálido a extremadamente cálido, con anomalías térmicas superiores a +2º C en la mayoría de los observatorios, mientras que en Baleares el mes resultó cálido a muy cálido en Mallorca, si bien con anomalías térmicas inferiores a +1º C, normal en Ibiza y algo más frío de lo normal en Menorca.

Las temperaturas más bajas de abril se registraron en los primeros días del mes, especialmente en las madrugadas de los días 1, 2 y 5. El valor mínimo observado correspondió a Navacerrada que registró -5,5 º C  en la madrugada del día 1, mientras que en capitales de provincia destacó Teruel con -3,2 º el día 5. En la primera decena del mes las temperaturas mínimas registraron valores inferiores a 0º C  en numerosos puntos de Navarra, la Rioja, Aragón, Castilla y León, interior de Galicia y del País Vasco y norte de Castilla- La Mancha, además de en zonas altas de montaña.

Los valores térmicos más elevados se registraron en los últimos días del mes, a partir del día 25 de abril. En esos días las temperaturas máximas alcanzaron o superaron  los 30º C en puntos de Andalucía, Extremadura, Murcia, País Vasco, interior de Galicia, sur de Castilla la Mancha, zona central de Aragón, sur de Cataluña y Canarias. El valor máximo absoluto se registró en Puerto del Rosario (Fuerteventura) con 34,5 º C el día 28, mientras que dentro del territorio peninsular la temperatura máxima más elevada del mes se observó en Sevilla (aeropuerto) también el día 28, con un valor de 33,6º C. Cabe destacar que las temperaturas máximas de abril superaron los anteriores valores máximos para este mes de las correspondientes series históricas en los observatorios de Bilbao- aeropuerto (33,1º C el día 28) y Murcia (32,5º C el día 27). Por otro lado, las temperaturas mínimas medias mensuales superaron los anteriores registros máximos de las respectivas series en los observatorios de Sevilla (aeropuerto), Morón de la Frontera, Jerez de la Frontera, Melilla, Ávila y Telde (aeropuerto de Gran Canaria).





Temperatura abril 2010


A diferencia de los meses anteriores, Abril ha resultado en conjunto algo mas seco de lo normal, de forma que la precipitación media del mes sobre el conjunto de España ha totalizado 48 mm., valor que se sitúa en torno a un 25% por debajo del valor medio para abril sobre el período de referencia 1971-2000. El mes fue en general seco a muy seco en todo el tercio norte peninsular, así como en zonas del sureste, mientras que resultó por el contrario húmedo a muy húmedo en amplias áreas de Extremadura, Castilla-La Mancha,  oeste y sur de Andalucía, centro y suroeste de Castilla y León y y sur de Aragón, mientras en el resto de las regiones las precipitaciones del mes oscilaban, con cierta irregularidad en cuanto a su distribución geográfica, en torno a sus valores medios. Especialmente seco ha sido el mes de Abril en zonas de las costas de Asturias y Cantabria, así como en el interior del País Vasco, donde las precipitaciones quedaron por debajo del 25 % de su valor medio. Ello hizo que en el observatorio de Vitoria (aeropuerto), este mes fuera el mes de abril más seco de toda la serie, con datos desde el año 1973.     

Por lo que respecta a la evolución de las precipitaciones a lo largo del mes, cabe indicar que en la primera decena tan sólo se registraron precipitaciones significativas en las regiones del norte peninsular y Baleares, superánd



...


05/07/2010  El mes de junio ha sido el más húmedo desde 1992, con una precipitación media en torno a un 75% por encima de su valor normal. En cuanto a temperatura, se puede considerar normal, con 0,4 º C por encima del valor medio.


El mes de junio ha resultado en general de temperaturas normales o ligeramente más cálidas que las normales, de forma que la anomalía media de temperatura sobre el conjunto de España fue de +0,4 º C (Periodo de Referencia: 1971-2000). Aún así, y teniendo en cuenta las muy elevadas temperaturas que han caracterizado a los meses de junio en los últimos años, se ha tratado del mes de junio con la temperatura media más baja en el conjunto de España desde 1997.

Respecto a la distribución geográfica de estas anomalías térmicas, se destaca que junio fue normal o ligeramente más frío de lo normal en las regiones del interior peninsular así como en  el este de Andalucía, mientras que por el contrario tuvo carácter cálido e incluso localmente muy cálido en Galicia, regiones de las vertientes cantábrica y mediterránea, sur de Extremadura y oeste de Andalucía. En puntos de Galicia, Cataluña y bajo Guadalquivir las anomalías térmicas positivas fueron ligeramente superiores a 1º C.  En Baleares las temperaturas medias de junio fueron inferiores a las normales, especialmente en Menorca, donde el mes tuvo carácter muy frío, con anomalía negativa superior a 1º C. Por el contrario en Canarias, el mes de junio resultó cálido muy cálido, incluso extremadamente cálido en Fuerteventura, con anomalías térmicas en general en torno a 1º C, llegando a valores próximos a +2º C en observatorios de las islas más orientales del archipiélago.

A lo largo del mes de junio se han registrado importantes oscilaciones térmicas, de forma que las temperaturas fueron muy elevadas durante la primera semana, registrándose en estos días en zonas de Andalucía los valores máximos absolutos del mes,  dando luego paso a un período relativamente frío entre los días 9 y 22, para recuperarse las temperaturas posteriormente de forma rápida a lo largo de la última semana.

Las temperaturas más bajas de junio se registraron entre finales de la primera decena y comienzos de la segunda decena. El valor mínimo observado correspondió a Navacerrada que registró -0,5 º C en la madrugada del día 16, mientras que en capitales de provincia destacó León (Virgen del Camino) con 2,2 º el día 17, seguido de Segovia y Teruel con 3,2 º C el día 21. En el observatorio de Santander la temperatura mínima del día 10, que fue de 9,5 º C, superó el anterior valor de mínima absoluta para junio, con serie de datos iniciada en 1951. Por otro lado, en Menorca (aeropuerto) la temperatura media mensual fue la más baja de la serie histórica del mes de junio (iniciada en 1965).         

Los valores térmicos más elevados se registraron en el sur peninsular el primer día del mes, con máximas superiores a los 38 º en el bajo Guadalquivir; en el resto de España en general las temperaturas máximas más altas se registraron a lo largo de la tercera decena. El valor máximo absoluto se registró el citado día 1 en Sevilla con 39,5 º C, seguido de Morón de la Frontera con 38, 4º C y Córdoba (aeropuerto) con 38,3 º C. Cabe destacar que las altas temperaturas registradas en Canarias los primeros días del mes dieron lugar a que se superaran los anteriores valores máximos de junio de las correspondientes series históricas en  los observatorios de San Bartolomé (aeropuerto de Lanzarote) con 37,1 º C el día 3 y de Telde (aeropuerto de Gran Canaria) con 36, 9 º C el día 2.






Temperatura junio 2010


Precipitaciones


El mes de junio ha resultado en general muy húmedo, incluso extremadamente húmedo en zonas del norte peninsular, situándose la precipitación media del mes sobre el conjunto de España en torno a un 75% por encima de su valor medio sobre el período de referencia 1971-2000, lo que lo convierte en el mes de junio más húmedo desde 1992. El mes sólo resultó normal a seco en el este de Andalucía, este de Cataluña  y algunas zonas de Baleares, resultando en cambio húmedo a muy húmedo en el resto de España. Especialmente húmedo ha sido el mes de junio en todo el norte peninsular, sobre todo en el nordeste de Galicia y en Asturias, zona que se vio afectada por un importante temporal de lluvias entre los días 8 y 9, y donde las precipitaciones acumuladas en el mes excedieron ampliamente el triple de sus valores medios. Por todo ello, en numerosos observatorios del norte peninsular, en concreto en Lugo-aeródromo de Rozas, Oviedo, Ranon-aeropuerto de Asturias, Gijón, Santander y Bilbao las precipitaciones mensuales de junio superaron los anteriores valores máximos de las series históricas para este mes.

Por lo que respecta a la evolución de las precipitaciones a lo largo del mes, cabe indicar que en la primera decena se registraron precipitaciones en todas las regiones excepto en el sureste de Andalucía, Baleares y Canarias, más importantes en el tercio noroeste peninsular y que fueron especialmente intensas y persistentes en el nordeste de Galicia y Asturias donde los totales acumulados superaron en algunos puntos los 200 mm en sólo 48 horas.

A lo largo de la segunda decena de junio las precipitaciones afectaron de nuevo a todas las regiones, salvo Canarias y áreas del suroeste peninsular. De nuevo fueron especialmente importantes en las regiones cantábricas, donde se acumularon cantidades de más de 100 mm., llegando a valores por encima de los 200 mm. en el País Vasco.

En la tercera decena, las precipitaciones fueron disminuyendo en cuanto a su intensidad y extensión y afectaron principalmente al centro peninsular, con totales acumulados superiores a los 20 mm en puntos de Madrid, sur de Castilla y León y norte de Castilla-La Mancha.

Las precipitaciones máximas diarias acumuladas en observatorios principales en este mes se registraron en el País Vasco el día 16, con 115, 0 mm. en San Sebastián (aeropuerto de Fuenterrabía) y 108,0 mm. en Bilbao (aeropuerto). En ambos casos se superó el anterior registro de precipitación máxima diaria en junio de las respectivas series históricas. Por otro lado, en el episodio de precipitaciones intensas de los días 8 y 9 se superaron también los valores máximos de precipitación diaria para este mes en A Coruña-aeropuerto, Lugo-aeródromo, Ranón-aeropuerto de Asturias y Gijón.






Precipitación junio 2010


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #10 : Marzo 19, 2011, 22:04:36 »

Julio, cálido y seco


05/08/2010  El mes de julio ha sido cálido o muy cálido, con una anomalía positiva de 1,8 ºC para el conjunto del país, mientras que en amplias zonas apenas se produjeron precipitaciones.



La primera mitad del mes fue muy cálida en toda España, mientras que la segunda fue fresca o normal en el tercio norte peninsular y moderadamente cálida en el resto, si bien con temperaturas mínimas elevadas en Levante, Andalucía y Extremadura. Considerando el mes entero, podría decirse que el mes de julio fue cálido o muy cálido en España, con una anomalía positiva de 1,8 ºC  para el conjunto del país (Periodo de Referencia: 1971-2000). Las anomalías positivas fueron más marcadas en la zona centro, meseta Sur y en el los cuadrantes noreste y suroeste peninsular, mientras que en la costa Cantábrica y extremo occidental de los Pirineos, las anomalías fueron tan sólo de +1 ºC. En la mitad sur peninsular se alcanzaron 40º C o más de temperaturas máximas en muchos puntos a lo largo de todo el mes. También se alcanzaron los 40  ºC en la primera decena del mes en el valle del Ebro y el día 29 en la parte sur del interior de Galicia. La temperatura máxima más alta en los observatorios de la red sinóptica se registró en Badajoz el día 29 y fue de 41.8 ºC. A lo largo del mes se dieron noches muy cálidas (más de 25 ºC de mínima) en muchos puntos de Andalucía y Extremadura. También se dio una persistencia de noches cálidas en Levante y los archipiélagos Balear y Canario en la segunda mitad del mes. La mínima más alta de los observatorios sinópticos se registró en Almería el día 5 y fue de 27,5 ºC, mientras que la mínima más baja se registró en  Vitoria el día 24 y fue de 6,2 ºC.





Temperatura julio 2010



Precipitaciones


En amplias zonas de España apenas se produjeron precipitaciones a lo largo del mes de julio. Fue un mes seco o muy seco, con precipitaciones inferiores a 10 mm tanto en la mitad sur como en la parte occidental de la Península, así como en el archipiélago Balear y Canario. Sin embargo, fue más lluvioso de lo normal en la zona del Prepirineo que va de la parte occidental de Navarra a Lérida,  en la zona que rodea al delta del Ebro y en la parte occidental de Canarias a pesar de la escasa precipitación acumulada en dichas islas.  En la última decena del mes se produjeron chubascos tormentosos importantes en puntos de Huesca, Lérida y Navarra, acumulándose más de 25 mm en 24 horas en algunos puntos.





Precipitación julio 2010

Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



...


Tormentas y lluvias torrenciales en la provincia de Córdoba 16-08-2010

19/08/2010, Andalucía  Durante la segunda mitad del lunes 16 de agosto de 2010 se desarrollaron tormentas fuertes acompañadas de precipitaciones en algunas zonas de la provincia de Córdoba que alcanzaron carácter torrencial, persistente y muy localizado, como consecuencia de potentes desarrollos de focos convectivos muy organizados y de lento movimiento.




No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


No se puede copiar el pdf


...................................................................................


efemérides de temperaturas máximas del 27 de agosto

31/08/2010  El 27 de agosto de 2010 se alcanzaron valores récords de temperaturas máximas en la Comunidad Valenciana y en la Región de Murcia. Destacan Valencia con 43ºC, que supera el anterior de 42,5ºC (23 agosto 1994) y Murcia con 42,5ºC , superior al máximo anterior de 42ºC (7 agosto 1993).







Efemérides de temperatura agosto 2010


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


Leed el pdf, no puedo copiarlo pùes esta protegido.


...


09/09/2010  Agosto ha sido muy cálido, con temperaturas medias superiores en 1,5 ºC a su valor normal, siendo el quinto mes de agosto más cálido desde 1971 y el tercero de lo que llevamos de siglo XXI. Las precipitaciones han quedado algo por debajo de las normales, con una media de 18 mm frente a los 23 mm del valor de referencia.




El mes de agosto ha resultado muy cálido en general, con unas temperaturas medias que han superado en promedio en 1,5 º C su valor normal (Periodo de Referencia: 1971-2000), lo que ha dado lugar a que fuera el 5º mes de agosto más cálido desde 1971 y el tercero de lo que llevamos de siglo XXI, sólo superado en temperatura media  por los meses de agosto de los años 2003 y 2009.

Respecto a la distribución geográfica de las temperaturas del mes, es de destacar que agosto resultó extremamente cálido en Extremadura y Andalucía Occidental, con anomalías térmicas superiores  a los 2º C, llegando incluso a alcanzar dicha anomalía valores por encima de los 3º C en el bajo Guadalquivir, lo que hizo que en numerosas estaciones de estas dos comunidades las temperaturas medias mensuales de agosto superaran los anteriores valores máximos de las respectivas series históricas. En el resto de la España peninsular el mes tuvo en general carácter muy cálido, con anomalías comprendidas entre 1º C y 2º C. Tan sólo en las regiones cantábricas, norte y este de Castilla y León, Aragón y zona de Valencia las anomalías térmicas quedaron por debajo de 1º C, teniendo aún así el mes en estas zonas carácter cálido. En Baleares las temperaturas medias fueron normales o ligeramente inferiores a las normales, mientras que por el contrario en Canarias, el mes fue muy cálido, con anomalías térmicas que oscilaron en general entre 1º C y 2º C.

Los valores térmicos más elevados del mes se registraron en la tercera decena, durante la ola de calor que afectó a España entre los días 25 y 27, en especial a las regiones del sur y este peninsulares, con temperaturas máximas que llegaron a  alcanzar el día 27 valores del orden de los 44 º C en puntos de las provincias de Valencia, Alicante y Murcia. Ello hizo que en numerosos puntos del tercio este se superaran los anteriores récords de temperatura máxima de agosto; tal es el caso de Valencia, Valencia (aeropuerto), Murcia, Murcia (Alcantarilla), Zaragoza (aeropuerto), Reus, Barcelona (aeropuerto del Prat) y Tortosa, en este último caso con una serie iniciada en 1880.  Otros episodios significativos de temperaturas elevadas se observaron entre los días 9 y 11, el día 12 en Canarias y entre los días 21 y 22. El valor máximo absoluto en observatorios de la red principal se registró el citado día 27 en Murcia (Alcantarilla) y Valencia, con 43,0 º C, seguido de Lanzarote-aeropuerto con 42,9 º C el día 12 y de Zaragoza-Aeropuerto y Valencia-aeropuerto con 42,8 º C.

Las temperaturas más bajas de agosto se registraron mediada la segunda decena, entre los días 14 y 18, con valores mínimos absolutos que se acercaron a los 5º C en zonas altas de las mesetas y áreas montañosas de la mitad norte. El valor mínimo en estaciones principales correspondió a Navacerrada, que registró 4,5º C en la madrugada del día 14, mientras que en capitales de provincia destacaron León (Virgen del Camino) y Vitoria (aeropuerto de Foronda) con 5,6 º los días 14 y 31, respectivamente.





Temperatura agosto 2010




Precipitaciones

 El mes de agosto ha resultado en conjunto de precipitaciones normales o algo por debajo de las normales, con una precipitación media sobre España de 18 mm. frente a un valor medio sobre el período de referencia de 23 mm. Como es habitual en los meses veraniegos, la distribución espacial de estas precipitaciones ha sido muy desigual, de forma que el mes resultó relativamente húmedo a muy húmedo en Andalucía, sur y este de Castilla La Mancha, Murcia, centro y sur de Valencia y algunas zonas de Cataluña, mientras que por el contrario resultó seco a muy seco en Galicia, regiones de la vertiente cantábrica, Navarra, La Rioja y la mayor parte de Aragón. En el resto de España él mes tuvo en general carácter normal. Debido a las precipitaciones localmente intensas registradas en puntos del sur y este peninsulares, en los observatorios de Albacete, Murcia y Cuenca se superaron los anteriores registros máximos de las series históricas para agosto, tanto de precipitación mensual como de precipitación máxima diaria.






Por lo que respecta a la evolución de las precipitaciones a lo largo del mes, cabe indicar que en la primera decena sólo se registraron precipitaciones significativas en áreas del cuadrante nordeste peninsular, siendo más importantes en el País Vasco, área Pirenaica, norte de Cataluña y sur de Aragón, con totales superiores a los 20 mm en estas zonas.

La segunda decena de agosto resultó la mas lluviosa, afectando principalmente las precipitaciones a Andalucía y regiones mediterráneas; en puntos de Murcia, Valencia, sureste de Castilla La Mancha e interior de Andalucía estas precipitaciones fueron localmente intensas, destacando por su excepcionalidad el episodio de lluvias torrenciales acaecido a última hora de la tarde del día 16, que afectó a algunas zonas de la provincia de Córdoba, con un registro superior a 200 mm, acumulados en unas pocas horas, en la localidad de Aguilar del Río.         

La tercera decena fue muy seca, de forma que las precipitaciones sólo afectaron, en general de forma débil a muy débil a Galicia y extremo norte peninsular, con total ausencia de lluvias en el resto de España.

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destacan los 69,9 mm que se registraron en Albacete el día 19, seguido de los 68,3 mm de Cuenca el dia 13 y los 62,7 mm de Murcia-Alcantarilla el 13.




Fuente:


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



...
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #11 : Marzo 19, 2011, 22:09:51 »

Día Internacional para la Conservación de la Capa de Ozono 2010



14/09/2010  El 16 de septiembre se celebra en todo el planeta el Día Internacional para la Conservación de la Capa de Ozono que conmemora la firma, en la misma fecha del año 1987, del Protocolo de Montreal. El tema elegido para este año es "Protección de la capa de Ozono: La gobernanza y el cumplimiento al más alto nivel".






Evolución del agujero de la capa de ozono


Fuente:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



................................................
DOCUMENTO PUBLICADO EN EL AEMET, OS PONGO EL TEXTO SIN IMÁGENES.
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede






DIA INTERNACIONAL PARA LA CONSERVACION
DE LA CAPA DE OZONO 2010

“Protección de la capa de Ozono: la gobernanza y el cumplimiento al más alto nivel”


   Se conmemora el vigésimo tercer aniversario de la firma del Protocolo de Montreal para la protección de la capa de Ozono

   Los datos del año pasado confirman la detención de la tendencia negativa en la destrucción de la capa de Ozono y muestran que la recuperación de ésta va a ser un proceso lento. La extensión del agujero de Ozono 2009 estuvo en torno a la media de los últimos diez años.

   Las primeras observaciones de este año muestran una extensión menor que la de los  últimos años, y los primeros indicios parecen apuntar a un agujero relativamente más pequeño para este año 2010.

   AEMET realiza diariamente predicciones de índice ultravioleta para todos los municipios españoles.

   AEMET dispone de redes de observación de la radiación ultravioleta y de la capa de ozono.



El 16 de septiembre, se celebra en todo el planeta el Día Internacional para la preservación de la capa de Ozono, conmemorando la firma en la misma fecha del año 1987 del Protocolo de Montreal, que fue proclamado como tal por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1994. Para más información puede consultarse la siguiente página web: No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


El tema elegido para este año, “Protección de la capa de Ozono: la gobernanza y el cumplimiento al más alto nivel”, pretende reconocer a dicho Protocolo como el acuerdo multilateral relativo al medio ambiente más eficaz aplicado hasta la fecha. Se le ha destacado como un claro ejemplo de cooperación y asociación internacional con el fin de proteger nuestro planeta, y en el cual, la buena gestión por parte de los gobiernos ha sido fundamental en la aplicación y cumplimiento de todas las disposiciones reflejadas en el Protocolo relativas a la emisión de sustancias destructoras de la capa de Ozono.

Tras el descubrimiento del agujero de Ozono, los gobiernos reconocieron la necesidad de acordar una serie de medidas dirigidas a la reducción de la producción y consumo de determinadas sustancias destructoras de Ozono, principalmente las sustancias conocidas como CFCs y Halones. Fue así como nació el Protocolo de Montreal en 1987, que en años sucesivos se ha ido revisando para acelerar la eliminación de estas sustancias, así como para incluir nuevos compuestos causantes de la destrucción de Ozono.


Los datos de estos últimos años reflejan que el Protocolo de Montreal está funcionando en cuanto se ha conseguido detener la tendencia negativa observada durante los años ochenta y noventa, manteniéndose estable durante estos últimos años tanto la extensión del agujero de Ozono, como los niveles de este.

Desgraciadamente, su recuperación se prevé que sea muy lenta debida al largo tiempo de residencia de los compuestos antropogénicos causantes de su destrucción (se estima que algunas de estas sustancias ya emitidas, podrían permanecer activas destruyendo Ozono hasta mediados de este siglo). Así, y siempre y cuando se sigan cumpliendo los acuerdos firmados en el Protocolo de Montreal en cuanto a la emisión de nuevas sustancias, los últimos informes estiman que habrá que esperar hasta el 2050 para volver a los valores anteriores a los años 80, época a partir de la que se tiene constancia de la destrucción de  Ozono, retrasándose hasta 2060-2075 para el caso de la región antártica.


Por lo tanto es de vital importancia que la aplicación del Protocolo de Montreal siga vigente en su plenitud, puesto que de lo contrario, la recuperación de Ozono se retrasaría enormemente en el tiempo, o incluso, su destrucción se podría llegar a hacer irreversible.




Destrucción de la capa de Ozono



Como cada año, al aproximarse la primavera austral, comienza la destrucción de Ozono sobre la Antártida. Este proceso empieza a gestarse durante el invierno, cuando debido al largo período de oscuridad, se dan una serie de condiciones que generan en el Polo Sur una región en la estratosfera que queda aislada del resto de la circulación atmosférica, denominada vórtice polar, y que debido a este aislamiento junto con la falta de insolación, alcanza temperaturas especialmente bajas (por debajo de -78ºC). A estas temperaturas, aunque el aire estratosférico es muy seco, se empiezan a formar nubes mezcla de agua y Ácido Nítrico denominadas nubes estratosféricas polares (PSC en inglés), en el seno de las cuales ocurren una serie de reacciones químicas que convierten compuestos halogenados inactivos provenientes de los CFCs y Halones, en especies muy activas, especialmente compuestos de Cloro y Bromo.

Estos compuestos, una vez inciden los primeros rayos de luz coincidiendo con el final del invierno y el principio de la primavera austral, reaccionan rápidamente liberando átomos de Cloro y Bromo muy reactivos, que atacan a las moléculas de Ozono a través de un ciclo catalítico al final del cual, se vuelve a recuperar dicho átomo halogenado que está nuevamente disponible para destruir otra molécula de Ozono. Se estima que un simple átomo de Cloro puede llegar a destruir miles de moléculas de Ozono.

Esta es la razón por la que el agujero de Ozono empieza a producirse durante el mes de agosto, con la llegada de los primeros rayos solares a la zona, y alcanza su máxima extensión entre mediados de septiembre y principios de octubre, momento en el que la radiación solar incidente comienza a calentar la masa de aire antártica, rompiendo su aislamiento (vórtice polar) y permitiendo la llegada de aire “limpio” de agentes destructores proveniente de otras latitudes y que permite la regeneración de Ozono.




La situación actual de la capa de Ozono

El pasado año 2009, el agujero de Ozono (se define como el área donde la cantidad total de Ozono en columna es menor de 220 Unidades Dobson) tuvo una extensión media de 21,7 millones de Km2, y su extensión máxima ocurrió el 17 de septiembre con 24,1 millones de Km2 (algo menor que la extensión de América del Norte). Estos datos muestran una disminución de la superficie de aproximadamente 3 millones de Km2 con respecto al año anterior, 2008.

El máximo déficit de Ozono durante el año pasado se obtuvo el 26 de septiembre con 34 megatoneladas, algo menor que el año previo, y con un valor mínimo en columna de 94 Unidades Dobson.

En conjunto, el año 2009 se caracterizó por un inicio prematuro en la destrucción de la capa de Ozono, a mediados de agosto, una extensión máxima similar al de los últimos años, y una recuperación en los niveles de Ozono algo más rápida con respecto al año anterior, mostrando en general un comportamiento similar al valor medio de la última década.

En cuanto al agujero de Ozono este año 2010, las primeras observaciones muestran una extensión menor que la de los últimos años, aunque el inicio en la destrucción de Ozono varía considerablemente de un año a otro dependiendo de la posición del vórtice polar, este año más concéntrico y menos alargado que el año pasado, y de la incidencia sobre este de los primeros rayos solares después del invierno austral.

A la espera del comienzo de la época de mayor intensidad en la destrucción de Ozono, aún es pronto para poder determinar la extensión y el grado de destrucción de Ozono. Esto dependerá en gran medida de las condiciones meteorológicas reinantes en la zona durante los próximos meses; pero si parecen existir ciertos indicios, como son el registro de temperaturas más altas que los últimos años en la estratosfera antártica desde mediados de julio, y la baja concentración de ciertos compuestos halogenados, que apuntan en el sentido de un agujero de Ozono relativamente más pequeño para este año 2010.



La vigilancia de la capa de Ozono en la Agencia Estatal de Meteorología

La Agencia Estatal de Meteorología vigila la capa de Ozono en tiempo real a través de la red de espectrofotómetros Brewer instalados en A Coruña, Madrid, Zaragoza, Murcia, Izaña (Tenerife), Santa Cruz de Tenerife y El Arenosillo (INTA, Huelva), y mediante  la realización semanal de Ozonosondeos en las estaciones de Madrid y Santa Cruz de Tenerife. Los datos obtenidos se envían diariamente a la Universidad de Tesalónica (Grecia) por encargo de la Organización Meteorológica Mundial, con el fin de confeccionar los mapas de espesor total de Ozono en el Hemisferio Norte, y una vez evaluados, al Centro Mundial de Datos de Ozono y Radiación UV (Canadá).

El Centro de Investigación Atmosférica de Izaña de la Agencia Estatal de Meteorología, situado en la isla de Tenerife, es el centro de calibración de Ozono de la red de espectrofotómetros Brewer de Europa, así como una estación de la red para la detección del cambio de la composición atmosférica en la que no solo se vigila y estudia la evolución del Ozono, sino de todos los gases que intervienen en los procesos de destrucción del Ozono estratosférico (CFCs, Óxidos de Nitrógeno, etc)

AEMET, en colaboración con el INTA, dispone de una red de estaciones en la Antártida y Patagonia, junto a otras instituciones argentinas, para el seguimiento del Ozono y la radiación ultravioleta en el Vórtice Polar Antártico en tiempo cuasi-real, resultados que son utilizados en los boletines de Ozono antártico de la OMM.

AEMET dispone además de una red de medida de radiación ultravioleta –en relación directa con el espesor de la capa de Ozono- que consta de más de veinticinco estaciones distribuidas a lo largo de todo el territorio nacional, cuyos datos se muestran en la web externa de AEMET junto con los valores de ozono total en columna. Por otro lado, ha puesto en operación un nuevo sistema de predicción del índice ultravioleta con cielos despejados (UVI) para todos los municipios españoles. Este índice se calcula diariamente a partir de los valores de Ozono previstos por el modelo numérico global de la atmósfera del Centro Europeo de Predicción a Plazo Medio. Estos datos están disponibles en su página web No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede

Además, AEMET está actualmente trabajando en la puesta en operación de un nuevo modelo de transporte químico que, acoplado a los modelos meteorológicos, permitirá disponer de predicciones de calidad de diferentes especies químicas atmosféricas, aerosoles y radiación ultravioleta.




Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


Nota: Mirad el documento en el aemet pues viene con gráficas.



...





Temperaturas medias del trimestre junio-julio-agosto de 2010


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


.................................................................................................



Características climáticas del verano de 2010


De nuevo un verano muy cálido

Temperaturas



El trimestre junio-agosto de 2010 ha resultado muy cálido en la mayor parte de España, alcanzando las temperaturas medias trimestrales promediadas sobre España un valor que ha quedado 1,4º C por encima de su valor medio normal (período de referencia 1971-2000), lo que lo sitúa como el octavo trimestre veraniego más cálido desde 1971, si bien en los últimos 10 años ha habido 5 casos, los correspondientes a los años 2003, 2004, 2005, 2006 y 2009, en los que el trimestre junio-agosto tuvo mayor temperatura media que el actual.






Temperaturas medias del trimestre junio-julio-agosto de 2010


El trimestre ha sido extremadamente cálido en Extremadura y Andalucía occidental, con unas temperaturas medias que superaron en torno a 2º C los valores normales. En el resto de España el trimestre resultó muy cálido en general, con anomalías térmicas comprendidas entre 1º C y 2º C, de forma que solamente en las regiones cantábricas, norte de Galicia y Castilla y León y algunas zonas aisladas del este peninsular las anomalías, aunque positivas, se mantuvieron por debajo de +1º C, teniendo en estas zonas el trimestre carácter cálido. En Baleares las temperaturas se mantuvieron, con pequeñas diferencias, en torno a los valores normales, mientras que en Canarias, siguiendo la tendencia de las anteriores estaciones, el verano ha sido muy cálido a extremadamente cálido, con temperaturas medias entre 1 º C y 2º C por encima de sus valores medios.


Cabe destacar que las elevadas temperaturas medias del trimestre veraniego se produjeron no tanto por la ocurrencia de grandes olas de calor sino por la gran persistencia, a lo largo de los meses de julio y agosto, de las condiciones de tiempo estable y caluroso.


El mes de junio, a diferencia de los dos meses posteriores resultó en general de temperaturas normales o algo más cálidas que las normales, de forma que la anomalía media de temperatura sobre el conjunto de España fue de +0,4 º C, resultando normal o ligeramente más frío de lo normal en las regiones del interior peninsular así como en el este de Andalucía, mientras que por el contrario tuvo carácter cálido e incluso localmente muy cálido en Galicia, regiones de las vertientes cantábrica y mediterránea, sur de Extremadura y oeste de Andalucía.


El mes de julio resultó muy cálido en toda España, con temperaturas medias que superaron en 2,1º C sus valores normales, llegando la anomalía cálida a valores del orden de los 3º C en áreas del nordeste peninsular, oeste de Andalucía y sur de Castilla La Mancha y siendo en conjunto el segundo mes de julio más cálido desde 1970.


El mes de agosto fue también muy cálido en general, con unas temperaturas medias que superaron en promedio en 1,5 º C su valor normal. El mes resultó extremamente cálido en Extremadura y Andalucía Occidental, con anomalías térmicas superiores a los 2º C, llegando incluso a alcanzar dicha anomalía valores por encima de los 3º C en el bajo Guadalquivir, lo que hizo que en numerosas estaciones de estas dos comunidades las temperaturas medias mensuales de agosto superaran los anteriores valores máximos de las respectivas series históricas. En el resto de la España peninsular el mes tuvo en general carácter muy cálido, con anomalías comprendidas entre 1º C y 2º C. Tan sólo en las regiones cantábricas, norte y este de Castilla y León, 2 Aragón y zona de Valencia las anomalías térmicas quedaron por debajo de 1º C, teniendo aún así el mes en estas zonas carácter cálido.


El episodio de ola de calor más significativo del verano y el que dio lugar a los valores máximos absolutos se registró al final del trimestre, entre los días 25 y 27 de agosto, afectando especialmente a las regiones mediterráneas, con temperaturas máximas que llegaron a alcanzar el día 27 valores del orden de los 44 º C en puntos de las provincias de Valencia, Alicante y Murcia. Ello hizo que en numerosos puntos del tercio este se superaran los anteriores récords de temperatura máxima de agosto; tal es el caso de Valencia, Valencia (aeropuerto), Murcia, Murcia (Alcantarilla), Zaragoza (aeropuerto), Reus, Barcelona (aeropuerto del Prat) y Tortosa, en este último caso con una serie iniciada en 1880. El valor máximo absoluto en observatorios de la red principal se registró el citado día 27 de agosto en Murcia (Alcantarilla) y Valencia, con 43,0 º C, seguido de Lanzarote-aeropuerto con 42,9 º C el día 12 y de Zaragoza-Aeropuerto y Valencia-aeropuerto con 42,8 º C. Otros episodios de temperaturas elevadas, si bien no tan significativos como el antes mencionado tuvieron lugar los días 4 a 13 de julio, 17 a 20 de julio, 27 de julio a 1 de agosto, 9 a 11 de agosto y 21 y 22 de agosto , así como el día 12 de agosto en Canarias.


Las temperaturas mínimas más bajas se registraron mediado el mes de junio, correspondiendo el valor mínimo observado al observatorio de Navacerrada que registró -0,5 º C en la madrugada del día 16 de junio, mientras que en capitales de provincia los valores más bajos se registraron en León (Virgen del Camino) con 2,2 º el día 17 de junio, seguido de Segovia y Teruel con 3,2 º C el día 21 de junio.




Precipitaciones


Las precipitaciones del trimestre se han situado en conjunto ligeramente por encima de los valores niveles normales para esta estación, debido a las precipitaciones registradas en el mes de junio. La precipitación media en España en el conjunto del trimestre junio-agosto es del orden de los 95 mm., frente a un valor medio de 83 mm.


En cuanto a la distribución geográfica de las precipitaciones, cabe resaltar que éstas se han situado claramente por encima de los valores medios para el trimestre en Asturias y Cantabria, así como en Andalucía, Castilla- La Mancha, Murcia y parte de Valencia, Madrid y Cataluña, mientras que en resto de las regiones el verano resultó normal a seco, con precipitaciones que quedaron por debajo del 75% de su valor medio en el oeste de Galicia, norte de Extremadura, oeste de Castilla y León y otras zonas de Aragón y de los archipiélagos Balear y Canario.



Con notable diferencia respecto de los otros dos meses, el mes más húmedo del verano fue Junio, mes en el que la precipitación promediada sobre el conjunto de España superó en más del 75 % su valor normal. Tan sólo en el este de Andalucía, este de Cataluña y algunas zonas de Baleares el mes fue normal a seco, habiendo sido húmedo a muy húmedo en el resto de España; las precipitaciones fueron especialmente abundantes en el nordeste de Galicia y en Asturias.



A diferencia de junio, los meses de julio y agosto fueron más secos de lo normal, especialmente julio en el que las precipitaciones apenas supusieron el 50% del valor medio, habiendo tenido carácter húmedo tan sólo en el nordeste peninsular y en algunas zonas del centro, mientras que en el resto fue muy seco en general. El mes de agosto fue también más seco de lo normal en conjunto, pero menos que Julio y con unas precipitaciones de distribución muy desigual, de forma fue relativamente húmedo a muy húmedo en Andalucía, sur y este de Castilla La Mancha, Murcia, centro y sur de Valencia y algunas zonas de Cataluña, mientras que por el contrario resultó seco a muy seco en Galicia, regiones de la vertiente cantábrica, Navarra, La Rioja y la mayor parte de Aragón; en el resto de España tuvo en general carácter normal. Debido a las precipitaciones localmente intensas registradas en puntos del sur y este peninsulares, en algunos observatorios de Murcia y Castilla La Mancha sesuperaron los anteriores registros máximos de las series históricas para agosto, tanto de precipitación mensual como de precipitación máxima diaria.


Entre los episodios de lluvias intensas del trimestre veraniego cabe destacar especialmente por su carácter excepcional el que dio origen a precipitaciones torrenciales en algunas zonas muy localizadas de la provincia de Córdoba el día 16 de Agosto, con un registro superior a 200 mm., acumulados en unas pocas horas, en la localidad de Aguilar de la Frontera. Así mismo se puede citar el importante temporal de lluvias que afectó a Asturias y al nordeste de Galicia entre los días 8 y 9 de junio, con totales acumulados que superaron en algunos puntos los 200 mm. en 48 horas, las fuertes lluvias que afectaron al País Vasco mediado el mes de junio, las precipitaciones intensas de los días 21 y 22 de julio en el área de Pirineos, con totales acumulados superiores a los 100 mm en 48 horas y las precipitaciones localmente intensas que afectaron a puntos de Andalucía, Murcia, Valencia y sureste de Castilla La Mancha en la segunda decena de agosto.




Fuente:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



.............................................................



Septiembre, algo más cálido y seco



05/10/2010  El mes de septiembre ha sido ligeramente más cálido y seco de lo normal, con una temperatura media que supera en 0,6 ºC su valor normal y la precipitación en torno a un 20% por debajo de su valor medio.





Las temperaturas medias mensuales oscilaron en torno a sus valores medios normales en las regiones de la vertiente cantábrica, así como en la Rioja, Navarra, Aragón, interior de Cataluña y mitad norte de Castilla y León. En el resto de España el mes tuvo carácter cálido, excepto en la mayor parte de Galicia y en la provincia de Málaga  donde el mes fue muy cálido, con anomalías térmicas que en estas últimas zonas fueron ligeramente superiores a +1 ºC .  En Baleares las temperaturas medias fueron normales o ligeramente inferiores a las normales, mientras que por el contrario en Canarias, el mes fue cálido muy cálido, si bien los valores de las anomalías térmicas, que se han mantenido en promedio en torno a + 1 ºC, han sido inferiores a los que se vienen observando en el archipiélago desde finales de 2009.

A lo largo del mes hubo fuertes oscilaciones térmicas, con una primera quincena relativamente cálida y una segunda de temperaturas próximas a sus valores normales, que incluyó un período relativamente frío entre los días 25 y 29. Los valores térmicos más elevados del mes se registraron en los primeros 6 días y en el período comprendido entre los días 11 y 15, descendiendo después, a partir del día 16, las temperaturas de forma acusada. Las temperaturas más elevadas de septiembre,  próximas a los 40 ºC, se observaron en el área del bajo Guadalquivir el día 14, destacando los valores registrados en Morón (39,0 ºC) y Sevilla-aeropuerto (38,8 ºC).    

Las temperaturas más bajas del mes se registraron en la tercena decena, como es habitual en este mes. El valor mínimo en estaciones principales correspondió a Soria, que registró -1,2 ºC el día 27, lo que supone la primera helada del otoño en capitales de provincia y la temperatura mínima más baja registrada en dicho observatorio en septiembre, con serie de datos iniciada en el año 1944. También se registraron temperaturas mínimas inferiores a 0 ºC en el observatorio de Molina de Aragón, con un valor mínimo de –0,4 ºC los días 27 y 29.






Temperatura septiembre 2010


 Precipitaciones


El mes de septiembre ha resultado en conjunto de precipitaciones algo por debajo de las normales, de forma que la precipitación media sobre España ha quedado en torno a un 20% por debajo de su valor medio.

La distribución geográfica de las precipitaciones del mes fue muy desigual, de forma que septiembre resultó relativamente húmedo a muy húmedo en el este de Cataluña, norte de Aragón y sobre una extensa e irregular franja que se extiende de norte a sur desde el nordeste de Castilla y León al este de Andalucía, y que incluye amplias áreas de las dos Castillas, Madrid, sur y este de Andalucía y norte de Extremadura, mientras que en el resto de la España peninsular el mes fue seco en general, especialmente en Galicia, donde en algunas zonas tuvo carácter muy seco. En Baleares el mes fue muy húmedo en Menorca y de precipitaciones normales en general en el resto del archipiélago. En Canarias septiembre resultó muy húmedo a extremadamente húmedo en general, debido al episodio de precipitaciones intensas que afectó el día 22 al archipiélago, especialmente a las islas más occidentales. En los observatorios del Mazo-aeropuerto de La Palma y Los Cangrejos-aeropuerto del Hierro se superaron los anteriores valores máximos de precipitación mensual de septiembre de las series históricas, así como los valores máximos de precipitación diaria de septiembre.






Precipitación septiembre 2010



En la primera decena del mes el tiempo se mantuvo seco en el tercio sur y en ambos archipiélagos, mientras que en el resto se registraron precipitaciones, que fueron más importantes en Cantabria, País Vasco áreas del Sistema Ibérico y sobre todo en el  norte de Navarra y de Aragón. Son de destacar las fuertes tormentas registradas el primer día del mes en puntos del norte de Aragón y nordeste de Castilla La Mancha.

La segunda decena de septiembre resultó la más lluviosa en conjunto, de forma que las precipitaciones afectaron, con mayor o menor intensidad, a toda España excepto Galicia y Canarias. Las más importantes correspondieron al este de Cataluña donde hubo precipitaciones localmente intensas el día 17, a áreas del norte de Extremadura, donde se registraron fuertes tormentas el día 16 y a algunas zonas de Murcia donde llovió con intensidad el día 20.

La tercera decena resultó de precipitaciones escasas en la mayor parte de España, si bien hubo precipitaciones  de cierta importancia en Baleares, sobre todo al norte de Mallorca, así como en puntos del extremo norte peninsular y sobre todo en las islas occidentales del archipiélago Canario, que se vieron afectadas por un importante temporal de lluvias el día 22.  

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destacan los 60,6 mm que se registraron en Huesca-Monflorite el día 1, seguido de los 48,2 mm observados en Murcia el día 20.


fuente:

[url=http://www.aemet.es/es/noticias/2010/10/climatologicoseptiembre2


 
« Última modificación: Marzo 19, 2011, 22:12:21 por Nou_Moles » En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #12 : Marzo 19, 2011, 22:13:39 »

El año hidrológico 2009-2010, muy húmedo




07/10/2010  - El año hidrológico 2009-2010 ha sido muy húmedo, con una precipitación media sobre España que ha superado en más del 25% su valor normal y ha producido un superávit medio de unos 180 mm.




El año hidrológico, del 1 de octubre de 2009 al 30 de septiembre de 2010, ha resultado en conjunto muy húmedo, de forma que el valor medio de la precipitación sobre España ha superado en más de un 25% al valor normal, con un superávit medio de precipitaciones sobre el territorio nacional de unos 180 mm. Este superávit ha sido especialmente importante en el tercio sur peninsular mientras que, por el contrario, en amplias zonas de las regiones mediterráneas y de la vertiente cantábrica el año ha sido algo más seco de lo normal.


Si se considera con más detalle la distribución geográfica de las precipitaciones en el conjunto del año, se observa que éste resultó muy húmedo, con totales acumulados que superan sus valores normales en más de un 50 %, en la mayor parte de Andalucía, algunas zonas del sur de Castilla-La Mancha y oeste de Castilla y León y en las islas más occidentales del archipiélago canario, en tanto que en el resto de las zonas de la vertiente atlántica, así como en La Rioja, sur de Navarra, este de Castilla-La Mancha, Murcia, áreas del norte y sur de Aragón y parte de Cataluña, las precipitaciones del conjunto de estos 12 meses alcanzaron valores que se situaron en general entre un 10% y un 40% por encima de sus valores medios. Por el contrario, en la mayor parte de las regiones cantábricas, norte y oeste de Galicia, extremos norte y sur de Cataluña, zona central de Aragón, parte del archipiélago canario y algunas zonas del sur de Castilla y León, norte de Madrid y norte de Castilla-La Mancha las precipitaciones quedaron por debajo de sus valores medios, habiendo sido el déficit de precipitaciones más acusado, por encima del 25% del valor medio, en el norte de Valencia, extremo oeste de Galicia e isla de Fuerteventura.





Precipitación año hidrológico 2009-2010


Respecto a la distribución de las precipitaciones a lo largo del año, cabe destacar que los meses otoñales de octubre y noviembre resultaron secos en la mayor parte de España, con precipitaciones cuyo valor acumulado quedó, en promedio, un 30% por debajo del normal. Este período resultó especialmente deficitario en lluvias, con precipitaciones que no llegaron a la mitad de los valores normales, en la mitad suroriental peninsular y en ambos archipiélagos. Hacia mediados del mes de diciembre la situación meteorológica predominante cambio de forma radical, iniciándose un período de precipitaciones abundantes, que afectó de forma más acusada a las regiones del tercio sur peninsular. Esta situación, marcada por el claro predominio de los vientos de poniente y el paso de sucesivas borrascas de origen atlántico, se mantuvo a lo largo de los meses de enero, febrero y marzo, de forma que el valor de la precipitación media en España acumulada sobre el cuatrimestre diciembre-marzo superó los 500 mm., duplicando al correspondiente valor medio del período. A lo largo de los meses de abril, mayo y junio, las precipitaciones se situaron, en conjunto, en torno a sus valores medios, de forma que el importante superávit de precipitaciones generado en los meses invernales se mantuvo a lo largo de la primavera, siendo en promedio del orden de unos 220 mm. a finales de junio. Los meses veraniegos de julio y agosto fueron más secos de lo normal, especialmente julio, en el que las precipitaciones apenas supusieron el 50% de su valor medio. En el mes de septiembre las precipitaciones se distribuyeron de forma muy irregular y su valor medio se situó en torno a un 25% por debajo de la media, por lo que a lo largo del trimestre veraniego se redujo gradualmente, si bien de forma ligera, el importante superávit de precipitaciones que se había acumulado en el invierno.


Fuente:


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #13 : Marzo 19, 2011, 22:16:39 »

El año hidrológico 2009-2010, muy húmedo




07/10/2010  - El año hidrológico 2009-2010 ha sido muy húmedo, con una precipitación media sobre España que ha superado en más del 25% su valor normal y ha producido un superávit medio de unos 180 mm.



El año hidrológico, del 1 de octubre de 2009 al 30 de septiembre de 2010, ha resultado en conjunto muy húmedo, de forma que el valor medio de la precipitación sobre España ha superado en más de un 25% al valor normal, con un superávit medio de precipitaciones sobre el territorio nacional de unos 180 mm. Este superávit ha sido especialmente importante en el tercio sur peninsular mientras que, por el contrario, en amplias zonas de las regiones mediterráneas y de la vertiente cantábrica el año ha sido algo más seco de lo normal.


Si se considera con más detalle la distribución geográfica de las precipitaciones en el conjunto del año, se observa que éste resultó muy húmedo, con totales acumulados que superan sus valores normales en más de un 50 %, en la mayor parte de Andalucía, algunas zonas del sur de Castilla-La Mancha y oeste de Castilla y León y en las islas más occidentales del archipiélago canario, en tanto que en el resto de las zonas de la vertiente atlántica, así como en La Rioja, sur de Navarra, este de Castilla-La Mancha, Murcia, áreas del norte y sur de Aragón y parte de Cataluña, las precipitaciones del conjunto de estos 12 meses alcanzaron valores que se situaron en general entre un 10% y un 40% por encima de sus valores medios. Por el contrario, en la mayor parte de las regiones cantábricas, norte y oeste de Galicia, extremos norte y sur de Cataluña, zona central de Aragón, parte del archipiélago canario y algunas zonas del sur de Castilla y León, norte de Madrid y norte de Castilla-La Mancha las precipitaciones quedaron por debajo de sus valores medios, habiendo sido el déficit de precipitaciones más acusado, por encima del 25% del valor medio, en el norte de Valencia, extremo oeste de Galicia e isla de Fuerteventura.




Precipitación año hidrológico 2009-2010


Respecto a la distribución de las precipitaciones a lo largo del año, cabe destacar que los meses otoñales de octubre y noviembre resultaron secos en la mayor parte de España, con precipitaciones cuyo valor acumulado quedó, en promedio, un 30% por debajo del normal. Este período resultó especialmente deficitario en lluvias, con precipitaciones que no llegaron a la mitad de los valores normales, en la mitad suroriental peninsular y en ambos archipiélagos. Hacia mediados del mes de diciembre la situación meteorológica predominante cambio de forma radical, iniciándose un período de precipitaciones abundantes, que afectó de forma más acusada a las regiones del tercio sur peninsular. Esta situación, marcada por el claro predominio de los vientos de poniente y el paso de sucesivas borrascas de origen atlántico, se mantuvo a lo largo de los meses de enero, febrero y marzo, de forma que el valor de la precipitación media en España acumulada sobre el cuatrimestre diciembre-marzo superó los 500 mm., duplicando al correspondiente valor medio del período. A lo largo de los meses de abril, mayo y junio, las precipitaciones se situaron, en conjunto, en torno a sus valores medios, de forma que el importante superávit de precipitaciones generado en los meses invernales se mantuvo a lo largo de la primavera, siendo en promedio del orden de unos 220 mm. a finales de junio. Los meses veraniegos de julio y agosto fueron más secos de lo normal, especialmente julio, en el que las precipitaciones apenas supusieron el 50% de su valor medio. En el mes de septiembre las precipitaciones se distribuyeron de forma muy irregular y su valor medio se situó en torno a un 25% por debajo de la media, por lo que a lo largo del trimestre veraniego se redujo gradualmente, si bien de forma ligera, el importante superávit de precipitaciones que se había acumulado en el invierno.


Fuente:


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



...


Octubre, más frío y húmedo

04/11/2010  Octubre ha sido ligeramente más frío de lo normal, con unas temperaturas medias en torno a 0,3 ºC por debajo del valor medio del mes, mientras que la precipitación se ha situado en torno a un 25% por encima de su valor medio normal.




El mes de octubre ha resultado en conjunto ligeramente más frío de lo normal, con unas temperaturas medias mensuales que han quedado en promedio en torno a 0,3 º C por debajo del valor medio del mes (Periodo de Referencia: 1971-2000). Se trata del segundo octubre más frío de los últimos 10 años, muy ligeramente por detrás del correspondiente al año 2003.

El mes fue relativamente cálido en la mayor parte de Galicia, mientras que las temperaturas medias mensuales oscilaron en torno a sus valores normales en las regiones de la vertiente cantábrica, la Rioja, Navarra, Aragón, Cataluña, Castilla La Mancha y la mayor parte de Andalucía. En el resto de la España peninsular el mes tuvo en general carácter frío, si bien las anomalías térmicas negativas fueron inferiores a 1º C.  En Baleares las temperaturas medias fueron normales o algo inferiores a las normales, mientras que por el contrario en Canarias, el mes fue cálido a muy cálido en general, con una anomalía térmica media del orden de + 1º C.

A lo largo del mes de octubre se produjo un descenso gradual y rápido de las temperaturas, de forma que mientras la primera decena fue relativamente cálida, la segunda y la tercera fueron algo mas frías de lo normal. Los valores térmicos más elevados del mes se registraron entre los días 1 y 3, alcanzándose valores máximos ligeramente por encima de los 30º C en puntos de Cantabria, País Vasco, Andalucía, Murcia y Canarias. El valor máximo absoluto se registró en Murcia – Alcantarilla el día 3 con 32,1º C, seguido de Bilbao-aeropuerto con 31,7 º C el día 2.     

Las temperaturas más bajas del mes se registraron en la tercena decena, como es habitual en este mes, en especial entre los días 26 y 27, cuando se registraron numerosas heladas en el interior peninsular. El valor mínimo en estaciones principales se registró el día 26 en Molina de Aragón con -4,7º C, mientras que ese mismo día se alcanzaba el valor de -4,4º C en Burgos-Villafría y Guadalajara. El valor mínimo  de Guadalajara supera al anterior registro más bajo de la serie de la estación en octubre, con datos desde 1986.





Temperatura octubre 2010


Precipitaciones

En octubre las precipitaciones han sido, en conjunto, superiores a los valores normales de este mes, de forma que la precipitación media sobre España, que alcanzó los 86 mm., se ha situado en torno a un 25% por encima de su valor medio normal.

El mes ha sido muy húmedo en Galicia, Asturias, noroeste de Castilla y León y  Baleares con precipitaciones que en zonas del noroeste de Castilla y León, sur de Asturias e isla de Menorca superaron ampliamente el doble de los valores normales. Octubre tuvo carácter húmedo en general en el resto de las regiones cantábricas, así como en Aragón, La Rioja, Cataluña, norte de Valencia y la mayor parte del cuadrante suroeste peninsular, mientras que en el resto fue de precipitaciones en torno a las normales, con excepción del extremo sureste peninsular donde resultó seco, con precipitaciones por debajo del 50% de los valores normales en la mitad sur de Valencia, Murcia y provincia de Almería. En Canarias resultó húmedo en conjunto, si bien con unas precipitaciones que se distribuyeron de forma muy irregular.   

En la primera decena del mes las precipitaciones afectaron a todas las regiones salvo algunas zonas del sureste y de canarias. Fueron más copiosas en el norte y oeste de la península y especialmente importantes en áreas de Galicia, sur de Asturias y extremo noroeste de Castilla y León, zona que se vio afectada por un fuerte temporal de lluvias el día 3, con totales pluviométricos superiores a 100 mm en 24 horas.   

La segunda decena de octubre fue en cambio de precipitaciones escasas en general, con excepción de Baleares, norte de Valencia, sureste de Aragón y este de Cataluña, donde se registraron algunas precipitaciones localmente intensas al inicio de la decena, con valores acumulados cercanos a los 100 mm. en Menorca y extremo sur de Cataluña.

En la tercera decena de octubre las precipitaciones afectaron a las regiones de las vertientes cantábrica y atlántica, mientras predominó el tiempo seco en las regiones mediterráneas y canarias. Las precipitaciones más intensas se registraron en Asturias, que se vio afectada por un fuerte temporal de lluvias el último día del mes con precipitaciones superiores a los 80 mm en 24 horas en puntos del sur de la región.   

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destacan los 75,9 mm que se registraron en Vigo- aeropuerto de Peinador el día 2, seguido de los 63,3 mm observados en Santiago de Compostela – aeropuerto de Labacolla el día 8.





Precipitación octubre 2010


Fuente:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



...


AEMET establece el acceso libre y gratuito a todos sus datos por medios electrónicos

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) facilita de forma progresiva el acceso libre y gratuito a todos sus datos mediante vía electrónica a partir de hoy, 30 de noviembre.



AEMET adopta así una nueva política de datos que tiene en cuenta de este modo la importancia de la información meteorológica como elemento clave de apoyo a la sociedad y su papel dinamizador tanto de la I+D como de muchas actividades ligadas a la meteorología. Por otra parte, este nuevo enfoque está de acuerdo con las directrices europeas y españolas en materia de información medioambiental.

El acceso a la información gratuita se lleva a cabo por medios electrónicos. La  página web  incrementa de forma notable sus contenidos de datos de observación ( No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede) al tiempo que se pone en operación un servidor de ficheros ( No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede) al que se accede tanto directamente como a través del enlace “Servidor de datos” de la propia página web y en el que, en una primera fase, se tiene disponible lo siguiente:

    * Datos diezminutales de unas 250 estaciones de observación de las redes de superficie de AEMET.
    * Resúmenes diarios de más de 600 estaciones de observación de las redes de superficie de AEMET.
    * Datos horarios de radiación solar de la red de medida de AEMET.
    * Datos diarios de ozono total y sondeos semanales de ozono.
    * Datos diezminutales de las redes de radares y de detección de rayos a intervalos de quince minutos.
    * Salidas numéricas del modelo numérico de predicción HIRLAM-AEMET actualizadas cuatro veces al día (mas de 1000 campos por salida).
    * Series completas de resúmenes diarios y mensuales de unas 110 estaciones climatológicas seleccionadas con, al menos, 15 años de antigüedad.
    * Boletines codificados de observatorios españoles de intercambio internacional.

Por otra parte, a lo largo de 2011, se ampliarán los contenidos de los conjuntos de datos anteriores y se incorporarán nuevos datos y productos.



No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



...........................................


Rosa Aguilar presenta la nueva política de datos de AEMET


01/12/2010  La Ministra de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar, presentó el pasado 30 de noviembre en rueda de prensa la nueva política de datos de AEMET que supone el acceso libre y gratuito, de forma progresiva, a sus datos por vía electrónica.


Rosa Aguilar, que aprovechó la visita para conocer los Servicios Centrales de AEMET, afirmó que este paso representa un "reconocimiento de la importancia de los datos meteorológicos y climatológicos como elemento esencial de calidad de servicio público por y para los ciudadanos que ha llevado a la Agencia y de acuerdo con el Ministerio a decidir el libre y gratuito acceso de los mismos".

La Agencia ha puesto ya a libre disposición sus datos de observación en tiempo real de más de 200 observatorios de toda España, los resúmenes diarios de más de 600 estaciones de observación de las redes de superficie, los datos diarios de las redes de medida de radiación solar y de ozono, las salidas de los modelos numéricos de predicción, así como los datos climatológicos de más de 100 observatorios con series que a veces arrancan en fechas tan lejanas como los años 20 del pasado siglo. Próximamente se irán incorporando nuevos datos, como los de calidad del aire y también ofrecerá más posibilidades de acceso.

La disponibilidad libre y gratuita de datos meteorológicos permitirá el desarrollo de múltiples aplicaciones en los ámbitos de la agricultura, la industria y el tiempo libre; facilitará las actividades de investigación y formación; ayudará en el conocimiento de fenómenos adversos; y atenderá la demanda de los aficionados a la Meteorología y de los medios de comunicación.





La Ministra explica la nueva política de datos


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #14 : Marzo 19, 2011, 22:23:21 »

Noviembre, más frío de lo normal


07/12/2010  Noviembre ha sido más frío de lo normal en la mayor parte de España, con una media mensual que ha quedado 0,7º C por debajo del valor medio para este mes. Las precipitaciones se han situado en torno a las normales, igualando prácticamente su valor medio de 75 mm.


El mes de noviembre ha resultado más frío de lo normal en la mayor parte de España, con unas temperaturas medias mensuales que han quedado en promedio 0,7º C por debajo del valor medio del mes (Periodo de Referencia: 1971-2000).

El mes tuvo carácter muy frío en amplias áreas de Madrid, Castilla y León, Andalucía, Murcia y Extremadura, de forma que en numerosos puntos de estas regiones las anomalías térmicas negativas oscilaron entre 1º C y 2º C. En el resto de las regiones de la España peninsular y en Baleares el mes tuvo en general carácter normal a frío con anomalías térmicas negativas inferiores a 1º C. Por el contrario en Canarias, como viene sucediendo a lo largo de todos los meses de este año, noviembre fue muy cálido en general, con una anomalía térmica media del orden de + 1º C.

Al igual que ya sucedió en el anterior mes de octubre, en noviembre las temperaturas descendieron de forma acusada a lo largo del mes, de forma que mientras la primera decena fue ligeramente más cálida de lo normal, la segunda y sobre todo la tercera fueron mas frías de lo normal, superándose en los últimos días del mes algunos registros históricos de temperaturas mínimas.

Los valores térmicos más elevados del mes se registraron en general entre los días 1 y 4,  si bien en algunas zonas de las vertientes cantábrica y mediterránea los valores máximos mensuales tuvieron lugar entre el 12 y el 13. En la península se alcanzaron valores máximos absolutos ligeramente por encima de los 25º C en puntos de Andalucía, Murcia, Valencia, Extremadura y sur de Cataluña, mientras que en Canarias se llegaron a superar los 30º. El valor máximo absoluto se registró en La Palma (aeropuerto) con 30,4º C el día 5, mientras que los valores más elevado de las temperaturas máximas en la España peninsular se registraron el día 4 en el sur de Andalucía, con 27,5º en Morón de la Frontera y 27,1º C en Jerez de la Frontera.     

Las temperaturas más bajas de noviembre se registraron en los últimos 3 días del mes debido a la irrupción de una masa de aire muy frío procedente del norte de Europa, lo que dio lugar a  intensas heladas en zonas del interior peninsular y a precipitaciones en forma de nieve en numerosos puntos de la mitad norte y zonas altas de la mitad sur.  El valor mínimo en estaciones principales se registró el día 29 en Soria con -9,6º C, lo que supone el valor más bajo para noviembre de la serie de dicha estación, iniciada en 1942; también en el observatorio de León-Virgen del Camino se superó con -7,2º C el valor mínimo de noviembre de una serie iniciada en 1938.





Temperatura noviembre 2010


Precipitaciones


 El mes de noviembre ha sido en conjunto de precipitaciones en torno a las normales, de hecho el valor de la precipitación acumulada en promedio sobre el territorio de España, prácticamente ha igualado su valor medio de 75 mm.

El mes ha resultado húmedo a muy húmedo en Galicia, regiones de la vertiente cantábrica, Andalucía, Murcia, parte de Baleares y Canarias, mientras que por el contrario tuvo carácter seco en torno al centro peninsular y en las regiones mediterráneas, siendo incluso muy seco en zonas de Cataluña; en el resto de las regiones peninsulares el mes fue normal. Cabe destacar que en zonas del norte de Valencia y sur de Cataluña, las precipitaciones acumuladas en el mes no llegaron a alcanzar el 25% del valor medio mensual. Por el contrario en numerosos puntos del archipiélago canario y en algunas áreas de Murcia las precipitaciones superaron ampliamente el doble de los valores medios.

En la primera decena del mes las precipitaciones afectaron a todas las regiones salvo a Canarias y algunas áreas del sureste, de ambas mesetas y de Extremadura. Fueron copiosas en las regiones de la vertiente cantábrica donde se acumularon cantidades superiores a los 100 mm.

La segunda decena fue bastante más húmeda que la anterior, correspondiendo las precipitaciones más abundantes a Galicia, donde en áreas del centro y suroeste de la comunidad se acumularon cantidades superiores a los 150 mm. Por el contrario en las regiones mediterráneas, Baleares y Canarias se mantuvo el tiempo seco y apenas se registraron precipitaciones significativas.       

En la tercera decena de noviembre se registraron precipitaciones en todas las regiones. Estas precipitaciones fueron especialmente copiosas, con valores superiores a los 100 mm en Ceuta, sur de Andalucía, algunas zonas del País Vasco, Cantabria y Murcia, isla de Menorca y Canarias, región que en los últimos días del mes se vio afectada por un fuerte temporal de viento y lluvia. Por el contrario en una franja central que se extiende sobre el interior peninsular desde el sur de Cataluña y norte de Valencia hasta el oeste de Castilla y León, las precipitaciones fueron poco importantes, por debajo de los 10 mm.

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destacan los 87,4 mm que se registraron en Mahón (Menorca) el día 27, seguido de los 76,0 mm. observados en Ceuta el día 29.





Precipitación noviembre 2010


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


.............................................................................................



Temporal atlántico del 5 al 8 de diciembre de 2010

09/12/2010  La presencia de una borrasca casi estacionaria al oeste de la Península Ibérica ha dado lugar a la entrada de masas de aire cálido y húmedo de carácter subtropical que han originado un temporal de lluvias en la vertiente atlántica, del 5 al 8 de diciembre.

Descargar documento.
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


...


Características climáticas del otoño de 2010


23/12/2010  El trimestre septiembre-noviembre de 2010 ha resultado normal o muy ligeramente más frío de lo normal, alcanzando la temperatura media trimestral promediada sobre España un valor que ha quedado cerca de 0,2º C por debajo de su valor medio normal (período de referencia 1971-2000).

MEJOR PINCHAR EN EL LINK PARA PODER OBSERVAR LA CARTOGRAFÍA ADJUNTA.

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



Características climáticas del otoño de 2010.
Temperaturas El trimestre septiembre-noviembre de 2010 ha resultado normal o muy ligeramente más frío de lo normal, alcanzando la temperatura media trimestral promediada sobre España un valor que ha quedado cerca de 0,2º C por debajo de su valor medio normal (período de referencia 1971-2000). , lo que lo sitúa como el segundo trimestre otoñal más frío de lo que llevamos de siglo, después del correspondiente al año 2008.


El trimestre tuvo carácter frío en Castilla y León, Madrid, País Vasco, La Rioja,
Navarra, Extremadura, norte de Castilla- La Mancha y parte de Aragón y Andalucía, con anomalías térmicas negativas que fueron inferiores a 1º C. En el resto de las regiones de la España peninsular las temperaturas del otoño oscilaron en general alrededor de sus valores normales y sólo en el sur de Andalucía, parte de Galicia y algunas áreas dispersas del nordeste peninsular el otoño tuvo carácter cálido, con anomalías térmicas positivas en estas áreas en torno a 0,5º C. En Baleares el otoño tuvo carácter frío, con temperaturas medias del orden de 0,5º C por debajo de los valores medios normales, mientras que en Canarias, el otoño resultó muy cálido a extremadamente cálido, con temperaturas medias entre 1 º C y 2º C por encima de sus valores medios.





El otoño comenzó con temperaturas ligeramente superiores a las normales y fue cambiando progresivamente su carácter a medida que iba avanzando el trimestre.

Así, el mes de septiembre resultó ligeramente más cálido de lo normal, con unas temperaturas medias mensuales que superaron en promedio en 0,6 º C su valor normal. Fue un mes muy cálido en Galicia y algunas zonas del sureste de Andalucía y normal a cálido en el resto, con anomalías menores de +1º C. En Baleares el mes fue normal o ligeramente más frío de lo normal, mientras que en Canarias fue cálido muy cálido, aunque con anomalías térmicas no tan acusadas como en los meses anteriores. El mes de octubre fue en cambio ligeramente más frío de lo normal, con unas temperaturas medias mensuales que se situaron en promedio 0,3 º C por debajo del valor medio normal.

Octubre fue relativamente cálido en la mayor parte de Galicia, mientras que las temperaturas medias mensuales oscilaron en torno a sus valores normales en el resto del tercio norte peninsular, Castilla La Mancha y la mayor parte de Andalucía. En el resto de la España peninsular el mes tuvo en general carácter frío, si bien las anomalías térmicas negativas fueron inferiores a 1º C. En Baleares las temperaturas medias fueron normales o algo inferiores a las normales, mientras que por el contrario en Canarias, el mes fue cálido a muy cálido en general, con una anomalía térmica media del orden de + 1º C.


El mes de noviembre resultó más frío de lo normal en la mayor parte de España, con unas temperaturas medias mensuales que, en promedio, se situaron 0,7º C por debajo del valor medio para este mes. Noviembre tuvo incluso carácter muy frío en amplias áreas de Madrid, Castilla y León, Andalucía, Murcia y Extremadura, de forma que en numerosos puntos de estas regiones las anomalías térmicas negativas oscilaron entre 1º C y 2º C. En el resto de las regiones de la España peninsular y en Baleares el mes tuvo en general carácter normal a frío con anomalías térmicas negativas inferiores a 1º C. Por el contrario en Canarias, como viene sucediendo a lo largo de todo este año, noviembre fue muy cálido en general, con una anomalía térmica media del orden de + 1º C. Los valores térmicos más elevados del trimestre se registraron, como es habitual, en la primera semana de septiembre, así como entre los días 11 y 15 de dicho mes. Las temperaturas máximas absolutas, próximas a los 40 º C, se observaron en el área del bajo Guadalquivir el día 14 de septiembre, destacando los valores registrados en Morón (39,0º C) y Sevilla-aeropuerto (38,8 º C). Las temperaturas mínimas más bajas se registraron justo al final del trimestre, en los 3 últimos días de noviembre debido a la irrupción de una masa de aire muy frío procedente del norte de Europa, lo que dio lugar a intensas heladas en zonas del interior peninsular y a precipitaciones en forma de nieve en numerosos puntos de la mitad norte y zonas altas de la mitad sur. El valor mínimo en estaciones principales se registró el día 29 en Soria con -9,6º C, lo que supone el valor más bajo para el mes de noviembre de la serie de dicha estación, iniciada en 1942; también en el observatorio de León-Virgen del Camino se superó con -7,2º C el valor mínimo de noviembre de una serie iniciada en 1938. La primera quincena de diciembre ha resultado en conjunto de temperaturas muy ligeramente superiores a las normales, si bien ha habido fuertes oscilaciones térmicas, con una clara distinción entre el norte peninsular donde esta quincena ha sido más fría de lo normal y las regiones del centro y el sur donde ha sido relativamente cálida.


Precipitaciones


Las precipitaciones del trimestre otoñal se han situado en el conjunto de España en torno a los valores normales de esta estación, como se puede apreciar en el gráfico que se adjunta.

En cuanto a la distribución geográfica de las precipitaciones, cabe resaltar que éstas se han situado claramente por encima de los valores medios para el trimestre en toda la franja cantábrica desde Galicia al noroeste de Navarra, así como en Andalucía, sur de Castilla-La Mancha, Canarias y parte de Baleares. En el nordeste de Andalucía, suroeste de Asturias e islas más occidentales del archipiélago canario las precipitaciones acumuladas superan en más de un 50% a los valores normales del otoño. Por el contrario el otoño ha sido más seco de lo normal en la franja central peninsular que se extiende desde Extremadura y el oeste de Castilla y León hasta Valencia y Cataluña, siendo el déficit de lluvias más acusado en el área levantina.



El mes de septiembre resultó algo seco en conjunto, con una precipitación media sobre España que quedó en torno a un 20% por debajo de su valor medio, y con una distribución muy irregular de las precipitaciones, de forma que resultó húmedo a muy húmedo en el este de Cataluña, norte de Aragón y otras zonas de las dos Castillas, Madrid, Andalucía y Extremadura, mientras que fue seco en general en el oeste peninsular y en el área levantina. En Baleares el mes fue muy húmedo en Menorca y de precipitaciones normales en el resto del archipiélago, mientras que en Canarias resultó muy húmedo en general.


Octubre por el contrario fue húmedo en conjunto, superando la precipitación media del mes en un 25% al valor medio normal. Este mes resultó especialmente húmedo en Galicia, Asturias, noroeste de Castilla y León y Baleares con precipitaciones que en zonas del noroeste de Castilla y León, sur de Asturias e isla de Menorca superaron ampliamente el doble de los valores normales. Por el contrario resultó seco en el sureste peninsular, con precipitaciones por debajo del 50% de los valores normales en la mitad sur de Valencia, Murcia y provincia de Almería. En Canarias resultó húmedo en conjunto, si bien con unas precipitaciones que se distribuyeron de forma muy
irregular.

En el mes de Noviembre el valor medio de la precipitación acumulada sobre España prácticamente igualó su valor medio normal de 75 mm. Noviembre fue húmedo a muy húmedo en Galicia, regiones cantábricas, Andalucía, Murcia, Canarias e isla de Menorca, mientras que por el contrario tuvo carácter seco en torno al centro peninsular y en las regiones mediterráneas, siendo incluso muy seco en parte de Cataluña. En zonas del norte de Valencia y sur de Cataluña, las precipitaciones acumuladas en el mes no llegaron a alcanzar el 25% del valor medio mensual, mientras que por el contrario en numerosos puntos del archipiélago canario y en algunas áreas de Murcia las precipitaciones superaron ampliamente el doble de los valores medios.


La primera quincena de diciembre ha resultado de abundantes precipitaciones en general, con excepción de las regiones mediterráneas donde los últimos meses están resultando secos; las precipitaciones más importantes con cantidades acumuladas localmente superiores a 150 mm. se han registrado en zonas del norte de Andalucía, extremo sur de Castilla- La Mancha y zona occidental del Sistema Central. A lo largo del trimestre otoñal no se han producido situaciones de tipo mediterráneo que dieran lugar a precipitaciones torrenciales, como es frecuente en esta estación otoñal. Entre las situaciones que han dado lugar a precipitaciones intensas, cabe destacar el temporal de lluvia que afectó el día 22 de septiembre al archipiélago canario, especialmente a las islas más occidentales, lo que hizo que en los observatorios del Mazo-aeropuerto de La Palma y Los Cangrejos-aeropuerto del Hierro se superaran los anteriores valores máximos de precipitación mensual de septiembre de las series históricas, así como los valores máximos de precipitación diaria para el mes de septiembre. Así mismo es de reseñar la situación de precipitaciones intensas y persistentes que entre los días 5 y 8 de diciembre afectó a amplias zonas de la vertiente atlántica, especialmente al centro y norte de Andalucía.


...


Avance Climático del 2010

23/12/2010  El año 2010 tiene hasta la fecha carácter cálido en España, con una temperatura media de 15,66º C, que supera en 0,42º C al valor medio normal (período de referencia 1971-2000).



No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


MEJOR PINCHAR EN EL LINK PARA PODER OBSERVAR LA CARTOGRAFÍA ADJUNTA.


Avance Climático del 2010
. Temperaturas

El año 2010 tiene hasta la fecha carácter cálido en España, con una temperatura media de 15,66º C, que supera en 0,42º C al valor medio normal (período de referencia 1971-2000). Aún así se trata hasta el momento del año de temperatura media más baja desde 1996.


El año está resultando muy cálido en el sur de Andalucía, sur de Extremadura y sureste de Galicia, mientras que en el resto de las regiones peninsulares ha tenido hasta la fecha carácter cálido en general, con excepción de Madrid, Asturias, País Vasco y la mayor parte de Castilla y León donde está resultando normal. Sólo en el bajo Guadalquivir y en el sur de Castilla- La Mancha las anomalías térmicas superan el valor de +1º C. En Baleares el año tiene carácter frío, con anomalías negativas menores de 0,5º C. A diferencia del resto de España, en Canarias el año ha tenido hasta el momento carácter muy cálido a extremadamente cálido, con una anomalía media de entre +1º C y 1,5º C.
El primer semestre del año fue en conjunto de temperaturas normales o ligeramente superiores a las normales, resultando el trimestre enero-marzo algo más frío de lo normal (anomalía media de -0,4º C) y por el contrario el trimestre abril-junio más cálido de lo normal (anomalía media de 0,9º C). A diferencia de lo que sucedió en las anteriores estaciones, los meses de julio y agosto tuvieron carácter extremadamente cálido en la mayor parte de España, con una alta persistencia de condiciones de tiempo estable y caluroso, habiendo sido el período julio-agosto, con una anomalía térmica media cercana a los +2º C, el segundo más cálido desde 1960, después del
correspondiente al año 2003. Finalmente el trimestre septiembre-noviembre ha
resultado normal a ligeramente frío, con una anomalía media de -0,2º C. En términos relativos los meses más fríos del año fueron los de febrero y noviembre, con anomalía media de -0,7º C y el más cálido el mes de julio con una anomalía media de +2,1º C, siempre tomando como referencia el período 1971-2000.
Las temperaturas más elevadas del año 2010 se registraron durante la ola de calor que afectó entre los días 25 y 27 de agosto a las regiones mediterráneas. El valor máximo absoluto en observatorios principales se registró el día 27 de agosto en Murcia (Alcantarilla) y Valencia, con 43,0 º C, seguido de Lanzarote-aeropuerto con 42,9 º C el día 12 y de Zaragoza-Aeropuerto y Valencia-aeropuerto con 42,8 º C.
El episodio de frío mas importante del año fue el que afectó a la península entre los días 7 y 11 de Enero, con intensas heladas que llegaron a afectar a zonas costeras del norte y este peninsular y en el que se registraron precipitaciones en forma de nieve en amplias zonas, alcanzando las nevadas a áreas de Andalucía situadas en cotas bajas, fenómeno que es muy poco frecuente. La temperatura mínima absoluta en capitales de provincia correspondió a Burgos (Villafría) con -16,0 º el día 10 de enero.


Precipitaciones


El año 2010 está resultando húmedo a muy húmedo en la mayor parte de España, especialmente en el tercio sur peninsular y algunas zonas del interior del cuadrante noroeste peninsular así como en Baleares y Canarias. La precipitación media en España hasta el 14 de diciembre, que alcanza ya los 775 mm. supera en un 29% al valor normal para este período.

Buena parte de este superávit de precipitación se fue generando en los meses de invierno, meses que fueron especialmente húmedos en el sur peninsular, de forma que la precipitación media acumulada en España en el conjunto de los 3 primeros meses del año alcanzó el doble de su correspondiente valor medio, lo que supuso que fuera el tercer período enero-marzo más lluvioso desde 1947. La primavera resultó de precipitaciones normales y, después de un mes de junio bastante húmedo, los meses de julio y agosto fueron secos, sobre todo julio, por lo que al final del verano se había reducido ligeramente el superávit medio de precipitaciones sobre los valores normales. El trimestre otoñal septiembre-noviembre ha resultado en conjunto de precipitaciones en torno a sus valores normales, habiendo sido húmedo a muy húmedo en Galicia, regiones cantábricas, tercio sur de la península, Canarias y parte de Baleares y relativamente seco en la franja central peninsular y en las regiones mediterráneas.

En el mapa que se adjunta se aprecia que en el conjunto de lo que llevamos de año, sólo se ha producido un déficit relativo de precipitaciones en Valencia, País Vasco, oeste de Galicia, parte de Aragón y Navarra y algunas pequeñas zonas en torno al centro peninsular. Por el contrario en extensas áreas de Andalucía y en las islas occidentales del archipiélago Canario el año está siendo especialmente húmedo y las precipitaciones superan en más de un 50% a sus valores normales.

Por lo que respecta a episodios de precipitaciones intensas ha habido a lo largo del año diversas situaciones que han dado lugar a precipitaciones intensas, si bien cabe destacar por su carácter excepcional, dada la intensidad de las precipitaciones y la época en que se produjo, el que dio origen a precipitaciones torrenciales en algunas zonas muy localizadas de la provincia de Córdoba el día 16 de Agosto, con un registro superior a 200 mm., acumulados en tan sólo unas pocas horas, en la localidad de Aguilar de la Frontera.

En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #15 : Marzo 23, 2011, 18:59:02 »

CARACTERÍSTICAS CLIMÁTICAS DEL TRIMESTRE DICIEMBRE-FEBRERO DE 2011


El trimestre diciembre de 2010-febrero de 2011 ha resultado en conjunto normal o muy ligeramente más cálido de lo normal, alcanzando la
temperatura media trimestral promediada sobre España un valor que ha quedado cerca de 0,2º C por encima de su valor medio normal (período de referencia 1971-2000).




Cuadro con las tº medias de este trimestre desde 1971 hasta el 2011.
El cuadro esta en el pdf oficial.


El trimestre sólo tuvo carácter frío en parte de Baleares, en algunas zonas de las regiones de Valencia, Murcia y Cataluña y en puntos del noroeste peninsular. Tuvo en cambio carácter cálido en el cuadrante suroeste peninsular, así como en el este de Castilla-La Mancha, sur de Castilla y León y algunas zonas del suroeste de Galicia, mientras que en el resto de España fue de temperaturas normales. Las anomalías térmicas fueron inferiores a 1º C en la mayor parte del territorio nacional. No obstante, en Canarias el trimestre resultó muy cálido en general, y la anomalía positiva de las temperaturas medias se situó en la mayor parte de las estaciones entre 1 º C y 2 º C


Mapa de anomalías de las temperaturas medias del trimestre Diciembre 2010 – Febrero de 2011
En el pdf


El trimestre comenzó con un mes de diciembre que resultó más frío de lo normal en general, quedando la temperatura media mensual sobre España 0,4º C por debajo del valor medio del mes. Los meses de enero y febrero fueron por el contrario algo más cálidos de lo normal y en ambos las temperaturas medias se situaron en promedio 0,5º C por encima de los correspondientes valores normales
Diciembre resultó muy frío en las regiones de los tercios norte y este de la España peninsular, con anomalías térmicas negativas de 1º C a 2º C en muchas de estas zonas y fue en cambio más cálido de lo normal en el suroeste, especialmente en el oeste de Andalucía, donde las temperaturas medias superaron en más de 1º C los valores normales.

En Canarias el mes de diciembre tuvo carácter muy cálido a extremadamente cálido, con una anomalía térmica positiva media del orden de + 2º C. Enero fue más cálido de lo normal en toda España, con excepción de las regiones cantábricas y del este peninsular, donde las temperaturas se mantuvieron en torno a sus valores normales o ligeramente por debajo de los mismos.
La anomalía térmica positiva fue mayor de +1º C en amplias zonas del tercio occidental así como en el este de Castilla-La Mancha y nordeste de Cataluña. En Baleares el mes fue en general algo más frío de lo normal, mientras que en Canarias, tuvo carácter muy cálido a extremadamente cálido, con una anomalía térmica positiva del orden de 1º C a + 2º C. Febrero fue también más cálido de lo normal en todas las regiones, con excepción de algunas zonas de Andalucía, extremo occidental peninsular y sureste. En el interior de algunas áreas distribuidas irregularmente por el cuadrante nordeste peninsular la anomalía térmica fue mayor de +1º C. En Baleares febrero fue normal a cálido, excepto en Ibiza donde tuvo carácter frío, mientras que en Canarias el mes resultó en general más cálido de lo normal, si bien la anomalía térmica positiva no fue tan acusada como en meses anteriores, manteniéndose en general por debajo
de 1º C.

A lo largo del trimestre, y como es habitual, se produjeron varias situaciones que dieron lugar a temperaturas muy bajas, por la irrupción en la Península Ibérica de masas de aire frío procedente del interior de Europa. Entre los episodios de temperaturas bajas destacan los siguientes: el que se produjo en los primeros 3 días del mes de diciembre; el que tuvo lugar entre los días 16 y 17 de diciembre y el que se registró en la última decena de Enero, en el que el frío fue especialmente intenso entre los días 22 y 23. En todos estos casos las temperaturas descendieron por debajo de -10 º C en zonas montañosas y algunos puntos de las dos mesetas. En el mes de febrero, si bien en los primeros días se produjeron numerosas heladas en todo el interior peninsular, que llegaron a alcanzar a algunas zonas del litoral mediterráneo, los valores mínimos absolutos no fueron tan bajos como en los meses anteriores. El valor mínimo en estaciones principales se
registró el día 23 de enero en Molina de Aragón con -13,6º C. Entre capitales de provincia destacan los valores registrados en Teruel, con -13,0º C el día 23 de enero, Burgos-Villafría con -10,5º C el día 3 de diciembre y Soria, con -10,4º C el día 26 de enero.

Los valores térmicos más elevados del trimestre se registraron en las regiones peninsulares justamente al final del mismo, entre los días 24 y 26 de febrero. Se alcanzaron valores muy próximos a los 30º C en algunos puntos de Murcia y superiores a los 25 º C en áreas del sur de Andalucía, así como en Ceuta e isla de Lanzarote. El valor máximo absoluto en observatorios principales se registró en el observatorio de Murcia, que registró 29,4 º C el día 26 de febrero, valor que supera al anterior registro máximo de temperatura para febrero en dicha estación, que databa del año 1990. También cabe destacar las elevadas temperaturas registradas al final de la primera decena de diciembre, cuando se alcanzaron temperaturas máximas por encima de los 25º C en puntos de Andalucía, Murcia y sur de
Valencia, con valores de con 28,8 º C en Melilla el día 7 y 27,7º en Almería y 26,8º C en Jerez de la Frontera el día 9. Estas elevadas temperaturas dieron lugar a la superación de los valores máximos absolutos de las series históricas de diciembre en algunos observatorios del sur e interior peninsular. En Canarias las temperaturas máximas absolutas se registraron mediado el mes de diciembre y se situaron muy cerca de los 30º, alcanzando Fuerteventura (aeropuerto) el valor máximo de 29,4º C el día 16 de diciembre. Las primeras dos semanas del presente mes de marzo han resultados frías en general, con temperaturas medias entre 1º C y 2º C por debajo de las normales
para este período, alcanzando la anomalía negativa valores superiores a los 2º C en algunas zonas de Andalucía, Madrid y Castilla y León.


Precipitaciones

La precipitación media en España en el conjunto del trimestre diciembre febrero
se ha situado en torno a un 15 % por encima del valor medio correspondiente a este trimestre. En el gráfico que se adjunta se ha representado la evolución en el tiempo de esta precipitación media desde el año 1947.

Gráfico en el pdf.


En cuanto a la distribución geográfica de las precipitaciones, cabe resaltar que éstas se han situado claramente por encima de los valores medios para el trimestre en Andalucía, Castilla-La Mancha, Extremadura, Madrid, Castilla y León y parte de Asturias, Baleares y Canarias. Incluso, en amplias zonas de Andalucía y mitad sur de Castilla-La Mancha, las precipitaciones acumuladas superaron en más de un 50% a los valores normales del invierno. Por el contrario el trimestre ha sido más seco de lo normal en las regiones del tercio oriental peninsular, así
como en el País Vasco, Cantabria y la mayor parte de Galicia. El déficit de lluvias más acusado se ha observado en Valencia, sur de Cataluña y sureste de Aragón.




Mapa de porcentaje de las precipitaciones acumuladas en el trimestre invernal de 2010-2011 sobre el valor medio normal.


El superávit relativo de precipitaciones del trimestre se debió al mes de diciembre, que resultó muy húmedo, con precipitaciones medias que superaron en más de un 60% su valor medio, mientras que tanto enero como febrero fueron algo más secos de lo
normal, de forma que la precipitación media en el conjunto de estos dos meses se situó en torno a un 15 % por debajo de su valor medio
Diciembre fue normal a seco en Cataluña, Baleares, Galicia, Valencia y Aragón y húmedo a muy húmedo en el resto de España, sobre todo en Andalucía y mitad sur de Castilla-La Mancha. Por el contrario en algunas áreas del norte de Valencia y sur de Cataluña las precipitaciones no llegaron a alcanzar el 25% de los valores medios. Enero resultó húmedo a muy húmedo en los dos archipiélagos, normal a
húmedo en el cuadrante noroeste peninsular, Madrid, norte de Extremadura y algunas zonas de Castilla-La Mancha y normal a seco en el resto de España, habiendo resultado incluso muy seco en Cantabria, País Vasco, Navarra y extremo oeste de Andalucía. En algunas áreas del País Vasco, norte de Navarra y noroeste de Cataluña, las precipitaciones no llegaron a alcanzar el 25% de los valores medios. Febrero fue húmedo en el País Vasco, Navarra, La Rioja y parte de Aragón, Castilla- La Mancha, Extremadura y Andalucía, mientras que en el resto de la España peninsular fue normal a seco. Resultó especialmente deficitario en lluvias en las regiones de la vertiente mediterránea, de forma que en amplias zonas de Valencia y del sur de Murcia y Cataluña las precipitaciones acumuladas en el mes no superaron el 25% de los valores medios normales. En Baleares el mes resultó húmedo en general, mientras que en Canarias fue más seco de lo normal.
A lo largo del trimestre invernal no se produjeron situaciones que dieran lugar a precipitaciones de intensidad excepcional, si bien hay que destacar las diversas situaciones de precipitaciones intensas y persistentes que se produjeron en el mes de diciembre y que afectaron a amplias zonas de la vertiente atlántica, especialmente al centro y norte de Andalucía. Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en el trimestre destaca con mucho los 132,7 mm que se registraron en Málaga (Aeropuerto) el día 18 de diciembre,
valor que supera al anterior registro máximo de precipitación diaria en diciembre de esta estación con serie iniciada en 1942.
En las primeras dos semanas de Marzo se han registrado precipitaciones superiores a los normales del período, que han sido especialmente
abundantes en el sur de Andalucía, Canarias y nordeste peninsular. En algunos puntos de las provincias de Cádiz, Huelva, Málaga, Castellón, Tarragona, Barcelona y Gerona las precipitaciones acumuladas durante los primeros 13 días del
mes superaron los 100 mm.


Fuente:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #16 : Marzo 24, 2011, 12:53:11 »

NOTA SOBRE LA VARIACIÓN DE LA TEMPERATURA Y LA PRECIPITACIÓN MEDIA EN ESPAÑA ENTRE LOS PERÍODOS DE REFERENCIA 1971-2000 Y 1981-2010

Mientras que entre los períodos 1961-1990 y 1971-2000 la temperatura media a nivel nacional se incrementó en 0,22º C, entre 1971-2000 y 1981- 2010 se incrementó en 0,46º C, siendo la variación más del doble que la observada entre los dos períodos de referencia anteriores. Por lo que respecta a las precipitaciones no se ha observado ningún cambio significativo.





Variación de la temperatura media en España entre los periodos de referencia 1971- 2000 y 1981-2010


En la figura que se adjunta se ha representado la serie anual de valores medios de la temperatura sobre España, que se han obtenido a partir de los valores medios anuales ponderados de las estaciones de la Red de Referencia Climatológica de AEMET. En el mismo gráfico se han representado los valores medios a nivel nacional de las temperaturas medias anuales para los sucesivos períodos de referencia climatológicos:
1961-1990, 1971-2000 y 1981-2010. Se puede apreciar que, mientras que entre los períodos 1961-1990 y 1971-2000 la temperatura media a nivel nacional se incrementó en 0,22º C, entre 1971-2000 y 1981-2010 se incremento en 0,46º C, siendo la variación más del doble que la observada entre los dos períodos de referencia anteriores.


Por lo que respecta a las precipitación media no se ha observado cambios significativos entre los dos períodos manteniéndose en torno a los 648 mm anuales. La obtención de los valores normales de los elementos climáticos es muy importantede cara al uso de la información climática en aplicaciones concretas. Se denomina en climatología valor normal de un elemento climático al valor medio sobre un período de
tiempo suficientemente largo para que se pueda admitir que, en la media de los valores, se filtran las fluctuaciones de escala temporal corta, como por ejemplo, la variabilidad interanual. Con objeto de que los datos climáticos sean compatibles y comparables en las diversas regiones del planeta, la Organización Meteorológica Mundial (OMM) ha definido un intervalo de tiempo de 30 años consecutivos para calcular estos valores climatológicos normales; dicho período se denomina período de  referencia
La OMM estableció en su momento como primer período de referencia el 1901-1930, el segundo período fue el 1931-1960 y así se ha ido actualizando cada 30 años, de forma que actualmente el período de referencia es el 1961-1990. No obstante además de estos períodos de referencia principales y, sobre todo debido al rápido incremento de las temperaturas en los últimos decenios es frecuente calcular también “normales intermedias”, es decir, en períodos de 30 años, pero actualizadas cada 10 años. De esta forma se viene utilizando en AEMET el período 1971-2000, que en un próximo futuro será sustituido por el 1981-2010.

Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #17 : Marzo 24, 2011, 22:37:34 »

La Tierra era una “bola de nieve” hace 716
millones de años


Un grupo de geólogos
de la Universidad de Harvard (EE UU) ha demostrado que el hielo marino
se extendió hasta el Eecuador hace 716,5 millones de años.









Francis A. Macdonald y su equipo han llegado a esta conclusión tras
analizar la composición y el magnetismo de rocas tropicales encontradas
en el extremo noreste de Canadá que mostraban depósitos glaciales, y que
 hace 716,5 millones de años estaban al nivel del mar en los Trópicos, a
 unos 10 grados de latitud.  “Debido al alto albedo del hielo, el modelo
 climático ha predicho que si el hielo del mar alguna vez llegara a los
30 grados de latitud del ecuador, todo el océano se congelaría
rápidamente”, asegura el autor principal, que demuestra así que el
estudio permite deducir “de manera bastante segura” que había hielo en
todas las latitudes durante la glaciación de Sturtian.

Lo más
sorprendente es que “el registro fósil sugiere que todos los principales
 grupos eucariotas, con la posible excepción de los animales, habían
surgido antes de la glaciación Sturtian”, afirma Macdonald. Y si existió
 una Tierra “bola de nieve”, ¿cómo es posible que sobrevivieran los
eucariotas? ¿Fue la glaciación de Sturtian la que estimuló la evolución y
 el origen de los animales? “Incluso en una Tierra convertida en ‘bola
de nieve’ habría gradientes de temperatura, y es muy probable que el
hielo fuese dinámico: que fluyera, se debilitara y formara áreas locales
 de agua abierta, proporcionando así refugios para la vida”, subraya
Macdonald. “Desde la perspectiva de la evolución no siempre es negativo
para la vida en la Tierra afrontar situaciones extremas”, sugieren los
investigadores, que han dado a conocer su estudio en la revista Science.
 


fuente:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


......................................................................


Hace unos meses que llevo planteandome la cuestión de si el clima esta
influenciado a escala temporal humana con la actividad solar y en este
caso,con la precipitación caida en un lugar. Después de varios días
haciendo algunas gráficas relacionando estas 2 variables para varias
estaciones he llegado a la conclusion de que SI,la actividad solar
influye en la precipitación caida.
Voy a empezar por la estación de
Cuatro vientos,de la cual dispongo datos desde 1946. Si representamos el
 número de manchas solares,la preci anual y una media movil de 5 años de
 la misma tenemos que...





-Podemos ver perfectamente el ciclo de 11 años de las manchas
solares.Este ciclo aparece de forma natural debido a que cada ese
tiempo,el campo magnético solar (sin saber porque) se invierte.
-Podemos
 ver como los máximos de preci de la estacion de cuatro vientos,casi
todos coinciden con máximos en el numero de manchas solares.
-Y lo
mas importante,podemos ver como la media movil de 5 años, los máximos de
 dicha media coinciden con los máximos de manchas solares.


Para
 ciudad real,datos de preci desde 1971,sale lo mismo:





Valladolid,de nuevo lo mismo con los máximos solares coincidiendo con
los máximos de la media movil de 5 años de la preci.




 León,con datos desde 1959 de preci sale lo mismo. Se puede ver también
como a mayor amplitud del máximo solar,mas coincidencia con el máximo de
 preci en la media movil.




Sevilla-Tablada,datos desde 1900. ¿Casualidad o no?




Dado que la media movil es de 5 años y coincide en la mayoria de los
casos con el máximo de manchas solares,la conclusion que saco es que:

Es
 muy probable que los años húmedos en la vertiente atlántica se den en
el tramo de salida del mínimo solar al máximo.


Explicación:
segun la actividad solar va aumentando la atmósfera se va haciendo poco a
 poco mas energética.Eso hace que el jet se expansione mas al sur
haciendo que los anticiclones no esten demasiado tiempo sobre nuestra
vertical o cerca. Cuando la actividad solar va bajando,la atmósfera
entra en un tramo de baja energía que hace que el jet tenga muchos
meandros formando bloqueos al W peninsular que impiden el paso de las
borrascas atlánticas pero si favorecen situaciones de N o retrógradas
que benefician


El texto es un copy&paste de meteored.

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #18 : Marzo 24, 2011, 22:40:08 »

El Younger Dryas



Hace unos 12.900 años, tras el el calentamiento del Bölling-Allerod, el clima europeo recayó en un período de nuevo muy frío, el Younger Dryas. La palabra Dryas se deriva de la Dryas Octopelata, planta de pálidas flores amarillas, típica de la tundra, que hizo de nuevo su aparición en las tierras meridionales de Europa, en donde desaparecieron los árboles y fueron susutituídos otra vez por una vegetación muy pobre. Las temperaturas de invierno en Europa durante el Younger Dryas volvieron a ser muy bajas. Numerosos estudios polínicos, sedimentarios y de otro tipo así lo señalan.






No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


     

El Younger Dryas

Hace unos 12.900 años, tras el el calentamiento del Bölling-Allerod, el clima europeo recayó en un período de nuevo muy frío, el Younger Dryas. La palabra Dryas se deriva de la Dryas Octopelata, planta de pálidas flores amarillas, típica de la tundra, que hizo de nuevo su aparición en las tierras meridionales de Europa, en donde desaparecieron los árboles y fueron susutituídos otra vez por una vegetación muy pobre. Las temperaturas de invierno en Europa durante el Younger Dryas volvieron a ser muy bajas. Numerosos estudios polínicos, sedimentarios y de otro tipo así lo señalan.

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede

Este intervalo frío, el Younger Dryas, cuyo abrupto origen causa aún cierta sorpresa, acabó también súbitamente hacia el 11.600 antes del presente, cuando se produjo la subida térmica definitiva que dio entrada en el hemiferio norte al período Preboreal y, con él, al interglacial actual: el Holoceno.

Se ha especulado mucho sobre la vuelta al intenso frío invernal que afectó a Europa durante el Younger Dryas y que tanto debió sorprender a nuestros ancestros paleolíticos europeos, recién acostumbrados al calorcillo…. (es posible, no obstante, que entonces la región del suroeste europeo Cantabria-Pais Vasco-Aquitania se convirtiese en una zona refugio tanto para animales como para humanos, al verse favorecida por un clima más benigno cuya explicación puede encontrarse )


En aquella época, al inicio del Younger Dryas, hace 12.900 años, la insolación estival en el hemisferio norte, derivada de los análisis de Milankovitch, era mayor que la actual y continuaba aumentando (al máximo se llegaría hace 11.000 años). Por lo tanto, no había un motivo astronómico para que de repente se ralentizase el deshielo veraniego y avanzasen otra vez los glaciares, sino todo lo contrario







    Variaciones de insolación con respecto al presente en el hemisferio norte durante el verano y el invierno, en los últimos 18.000 años (fuente: Kutzbach)



La clave del enfriamiento debió estar en otra parte: probablemente en el Atlántico. Se sabe que el sistema de corrientes del Atlántico en la transición del Bølling-Allerød al Younger Dryas se debilitó abruptamente y adoptó un modo parecido al que tenía durante los pe perídos más fríos de la glaciación. En el Atlántico, las aguas superficiales polares avanzaron otra vez hacia el sur, hasta la latitud de la Península Ibérica. Las aguas templadas que hoy transportan hasta muy al norte la corriente del Golfo y la deriva nordatlántica apenas lograban llegar ya hasta la latiud de la Península.

Muchos son los indicios marinos de esta invasión meridional de agua fría. Por ejemplo, el tipo de microfauna fósil hallado en los sedimentos frente a las costas de Lisboa indica un enfriamiento de unos 10ºC en la temperatura del agua. También la aparición de foraminíferos de aguas polares (como la Neogloboquadryna Pachyderma de cola levógira) en latitudes medias indica un claro enfriamiento del Atlántico. Finalmente, la existencia de derrubios terrígenos transportados por icebergs y depositados en el fondo del mar en latitudes bastante bajas, son también muestra del enfriamiento agudo del agua que se produjo entre hace 12.900 y 11.600 años.


Una vez debilitada la correa termohalina el factor albedo pudo exacerbar el proceso de enfriamiento. El albedo es el porcentaje de luz solar que se refleja y se pierde en el espacio. El incremento de la formación de hielo marino reflectante en el hemisferio norte se vio favorecido por la desalinización parcial del agua marina, que de esta forme se congelaba con mayor facilidad. Por otra parte, este proceso sería especialmente agudo durante el invierno, estación en la que la insolación hace 11.000 años era en el hemisferio norte, a diferencia de la del verano, bastante menor que la actual.





La hipótesis más aceptada sobre cómo empezó todo fue ideada por el oceanógrafo Wallace Broecker. Al comienzo de la desglaciación, en el primer período cálido Bølling-Allerød, la progresiva fusión de los hielos del manto Laurentino había ido formando en su borde meridional un gran lago de agua dulce, el lago Agassiz, situado al oeste de la región que hoy ocupan los grandes lagos americanos. Este lago tenía una salida hacia el sur, a través del río Mississippi, y sus aguas dulces acababan desembocando en el Golfo de México.

Pero más o menos súbitamente, cuando se derritió una barrera de hielo en el borde oriental del lago, que cortaba su comunicación con el Atlántico Norte, las aguas comenzaron a desagüar en el océano a través del canal de San Lorenzo en vez de seguir la ruta del Mississippi. Este aporte de agua dulce al Atlántico Norte, cuyo caudal fue durante unas decenas de años superior al caudal que hoy lleva el Amazonas, produjo una brusca disminución de la salinidad y de la densidad del agua superficial marina, lo que frenó el mecanismo de hundimiento y producción de agua profunda (North Atlantic Deep Water). En consecuencia, se debilitó el sistema termohalino y, con él, la corriente del Golfo y la deriva nordatlántica. Así, el Atlántico Norte se vió sometido a un largo período de vuelta al frío, que duró más de mil años: el Younger Dryas.

Sin embargo no se han podido encontrar pruebas geológicas de esta gran inundación que, de producirse, debió haber erosionado el terreno y creado un valle encañonado por donde desaguasen las aguas del Lago Agassiz hacia el Atlántico. Por eso hasta el propio Broecker tiene dudas de su teoría (Broecker, 2006).


Por eso es posible también (y esta es una hipótesis que puede ganar fuerza) que el incremento de agua dulce en la región más septentrional del Atlántico fuera causado por un mayor desagüe de agua dulce desde el Artico a traves del estrecho de Fram, entre Spitzbergen y Groenlandia. En la actualidad, a través de este estrecho circula hacia el sur, sobre todo en invierno, una fuerte corriente con hielo marino que procede del Artico. Es posible que durante el Younger Dryas, el Artico recibiese agua dulce de deshielo desde el sector occidental del manto de hielo norteamericano, en la región de Keewatin, y que también hubiese un desague importante del deshielo a traves de la Bahía de Hudson. Este exceso de agua dulce era luego exportado hacia el Atlántico Norte a través del estrecho de Fram y frenaba la circulación termohalina (o MOC, circulación meridiana volteante) (Tarasov, 2005).





 Algo parecido podría ocurrir, piensan algunos, en un futuro próximo, cuando debido a un efecto secundario del efecto invernadero, aumenten las precipitaciones en el Atlántico Norte (y se dulcifique el agua, y se ralentice la producción de NADW, y se pare la corriente del Golfo, y… se enfríe Europa)

El enfriamiento del Younger Dryas fue muy claro en Europa. Y, aunque no fuese un fenómeno global, parece que el enfriamiento del agua oceánica no se circunscribió al Atlantico Norte sino que existen indicios de que afectó a muchas otras regiones y latitudes: desde la Patagonia, en Argentina, hasta el Mar de Sulu, en Filipinas.

Otra de las señales que parecen indicar que el enfriamiento del Younger Dryas fue muy general es que la concentración de metano en la atmósfera se redujo en un 25 %, dato que se registra simultáneamente en los hielos de Groenlandia y en los de la Antártida (por el contrario, el dióxido de carbono siguió aumentando, a pesar de que la temperatura bajaba...).









Hasta hace poco tiempo se había creído que la disminución del metano debió producirse como consecuencia de que el enfriamiento redujo las precipitaciones y que, en consecuencia, se hizo menor la extensión de los humedales de zonas tropicales (que son factorías de metano). Sin embargo, algunos modelos actuales indican que no hay que verlo así, pues, al ser las precipitaciones menores, en muchas regiones tropicales aumentaría la extensión de los humedales de baja profundidad (de menos de 1 metro), los cuales son más aptos que los lagos profundos para la producción y escape de metano a la atmósfera. Por lo tanto, la causa de la disminución de metano habría que buscarla en otra parte, probablemente en las latitudes altas, en donde el frío reduciría la actividad biológica y con ella la producción de ese gas en los ecosistemas de tundra y turberas.

Tampoco, a pesar de la vuelta al frío, bajó el nivel del mar, sino que siguió elevándose suavemente (unos 3 mm/año frente a los 40 mm/año en el inicio del Bølling-Allerød), lo que indica que el hielo acumulado en los continentes siguió disminuyendo, a pesar de que en varias regiones de Europa hubo un reavance muy importante de los glaciares. De hecho durante el Younger Dryas casi toda Escocia quedó de nuevo cubierta por el hielo y hay constancia de que en los Alpes Suizos la cota de las nieves perpetuas volvió a estar 300 metros más abajo que la actual.


El Younger Dryas terminó aún más bruscamente de como había comenzado. En unas pocas decenas de años, hacia el año 11.500 antes del presente, se produjo en Groenlandia una subida térmica de hasta 10ºC. En Europa, los sedimentos de algunos lagos de Polonia (lago Gosciaz), de Suiza (lago Gerzensee) y de Alemania (lago Ammersee) parecen también indicar la terminación del Younger Dryas más o menos al mismo tiempo, quizás con algunos años de retraso con respecto a Groenlandia.

La finalización drástica del Younger Dryas se manifiesta también en la curva de la acumulación de nieve en Summit, Groenlandia. En unas pocas decenas de años, el espesor medio anual de precipitación pasó de 100 mm a 200 mm. También la concentración de metano, en un breve período de 200 años, ascendió de 0,50 ppm a 0,75 ppm.

En definitiva, hace 11.500 años, las corrientes oceánicas adoptaron el modo de funcionamiento más o menos parecido al que hoy conocemos. Las aguas superficiales del Atlántico Norte se volvieron a calentar y las temperaturas, especialmente en Europa, ascendieron de nuevo varios grados en unas pocas décadas. Finalizaba así el Pleistoceno y comenzaba un nuevo período templado, el Holoceno, que iba a facilitar que el homo sapiens saliese de las cuevas, creciese y se multiplicase.


referencias

Atkinson, T.C. et al., 1987, Seasonal temperatures in Britain during the past 22,000 years, reconstructed using beetle remains, Nature, 325, 587-592
Broecker W.S. et al., 1985, Does the ocean-atmosphere system have more than one stable mode of operation?, Nature, 315, 21-26
Broecker W.S. et al. 1989, Routing of meltwater from the Laurentide Ice Sheet during the Younger Dryas cold episode, Nature, 341, 318-321
Broecker W., 2006, Was the Younger dryas triggered by a flood?, Science, 312, 1146-1148
Clark P. et al., 2001, Freshwater forcing of abrupt climate change during the Last Glaciation, Science, 293, 283-287
Colman S.,2002,Paleoclimate:A fresh look atglacial floods, Science, 296, 1251-1253
Jouzel J. Et al., 2001, A new 27 ky high resolution East Antarctic climate record, Geophysical Research Letters, 28, 16, 3199-3202 begin_of_the_skype_highlighting              3199-3202      end_of_the_skype_highlighting
Kudrass H.R. et al. 1991, Global nature of the Younger Dryas cooling event inferred from oxygen isotope data from Sulu Sea cores, Nature, 349, 406-409
Lehman S. & Keigwin L. 1992, Sudden changes in North Atlantic circulation during the last deglaciation, Nature, 356, 757-762
Lowe J.J. et al., 1995, Direct comparison of UK temperatures and Greenland snow accumulation rates, 15.000-12.000 yr ago, JQS,10, 175-180
Maslin M. & Burns S., 2001, Reconstruction of the Amazon basin effective moisture availability over the past 14,000 years, Science, 290, 2285-2287
Rind D., et al. 1986, The impact of cold North Atlantic sea surface temperatures on climate : implications for the Younger Dryas cooling (11-10k), Climate Dynamics, 1, 3-33
Tarasov L. & W.R.Peltier, 2005, Arctic freshwater forcing of the Younger Dryas cold reversal, Nature, 435, 662-665
Taylor K. et al. 1997, The Holocene-Younger Dryas transition recorded at Summit, Greenland, Science, 278, 825
Von Grafenstein U. et al. 1999, A Mid-European Decadal Isotope-Climate record from 15,500 to 5,000 years BP, Science, 284, 1654-1657
Wagner et al. 1999, Century-scale shifts in Early Holocene atmospheric CO2 concentration, Science, 284, 1971-1973

En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #19 : Marzo 24, 2011, 22:41:31 »

Un segundo articulo

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



The Younger Dryas and the Sea of Ancient Ice

Raymond S. Bradley a, John H. England b,

Department of Geosciences, University of Massachusetts, Amherst, MA 01003, USA
Department of Earth and Atmospheric Sciences, University of Alberta, Edmonton, Canada T6G 2E3
Received 6 June 2007
Available online 5 May 2008

Citar
Abstract


We propose that prior to the Younger Dryas period, the Arctic Ocean supported extremely thick multi-year fast ice overlain by superimposed
ice and firn. We re-introduce the historical term paleocrystic ice to describe this. The ice was independent of continental (glacier) ice and formed a
massive floating body trapped within the almost closed Arctic Basin, when sea-level was lower during the last glacial maximum. As sea-level rose
and the Barents Sea Shelf became deglaciated, the volume of warm Atlantic water entering the Arctic Ocean increased, as did the corresponding
egress, driving the paleocrystic ice towards Fram Strait. New evidence shows that Bering Strait was resubmerged around the same time, providing
further dynamical forcing of the ice as the Transpolar Drift became established. Additional freshwater entered the Arctic Basin from Siberia and
North America, from proglacial lakes and meltwater derived from the Laurentide Ice Sheet. Collectively, these forces drove large volumes of thick
paleocrystic ice and relatively fresh water from the Arctic Ocean into the Greenland Sea, shutting down deepwater formation and creating
conditions conducive for extensive sea-ice to form and persist as far south as 60°N. We propose that the forcing responsible for the Younger Dryas
cold episode was thus the result of extremely thick sea-ice being driven from the Arctic Ocean, dampening or shutting off the thermohaline
circulation, as sea-level rose and Atlantic and Pacific waters entered the Arctic Basin. This hypothesis focuses attention on the potential role of
Arctic sea-ice in causing the Younger Dryas episode, but does not preclude other factors that may also have played a role.
© 2008 University of Washington. All rights reserved.




..........................



Another IPCC Error: Antarctic Sea Ice Increase Underestimated by 50%
Filed under: Antarctic, Climate Changes —

Several errors have been recently uncovered in the 4th Assessment Report (AR4) of the Intergovernmental Panel on Climate Change (IPCC). These include problems with Himalayan glaciers, African agriculture, Amazon rainforests, Dutch geography, and attribution of damages from extreme weather events. More seem to turn up daily. Most of these errors stem from the IPCC’s reliance on non-peer reviewed sources.

The defenders of the IPCC have contended that most of these errors are minor in significance and are confined to the Working Group II Report (the one on impacts, adaptation and vulnerability) of the IPCC which was put together by representatives from various regional interests and that there was not as much hard science available to call upon as there was in the Working Group I report (“The Physical Science Basis”). The IPCC defenders argue that there have been no (or practically no) problems identified in the Working Group I (WGI) report on the science.

We humbly disagree.

In fact, the WGI report is built upon a process which, as revealed by the Climategate emails, is, by its very nature, designed not to produce an accurate view of the state of climate science, but instead to be an “assessment” of the state of climate science—an assessment largely driven by preconceived ideas of the IPCC design team and promulgated by various elite chapter authors. The end result of this “assessment” is to elevate evidence which supports the preconceived ideas and denigrate (or ignore) ideas that run counter to it.

These practices are clearly laid bare in several recent Petitions to the U.S. Environmental Protection Agency (EPA)—petitions asking the EPA to reconsider its “Endangerment Finding” that anthropogenic greenhouse gases endanger our public health and welfare. The basis of the various petitions is that the process is so flawed that the IPCC cannot be considered a reliable provider of the true state of climate science, something that the EPA heavily relies on the IPCC to be. The most thorough of these petitions contains over 200 pages of descriptions of IPCC problems and it a true eye-opener into how bad things had become.

There is no doubt that the 200+ pages would continue to swell further had the submission deadline not been so tight. New material is being revealed daily.

Just last week, the IPCC’s (and thus EPA’s) primary assertion that “Most of the observed increase in global average temperatures since the mid-20th century is very likely due to the observed increase in anthropogenic GHG [greenhouse gas] concentrations” was shown to be wrong. This argument isn’t included in the Petition.

This adds yet another problem to the growing list of errors in the IPCC WGI report, this one concerns Antarctic sea ice trends.

While all the press is about the observed declines in Arctic sea ice extent in recent decades, little attention at all is paid to the fact that the sea ice extent in the Antarctic has been on the increase. No doubt the dearth of press coverage stems from the IPCC treatment of this topic.

In the IPCC AR4 the situation is described like this in Chapter 4, “Observations: Changes in Snow, Ice, and Frozen Ground” (p. 351):

    As an example, an updated version of the analysis done by Comiso (2003), spanning the period from November 1978 through December 2005, is shown in Figure 4.8. The annual mean ice extent anomalies are shown. There is a significant decreasing trend in arctic sea ice extent of –33 ± 7.4 × 103 km2 yr–1 (equivalent to –2.7 ± 0.6% per decade), whereas the Antarctic results show a small positive trend of 5.6 ± 9.2 × 103 km2 yr–1 (0.47 ± 0.8% per decade), which is not statistically significant. The uncertainties represent the 90% confidence interval around the trend estimate and the percentages are based on the 1978 to 2005 mean.

Notice that the IPCC states that the Antarctic increase in sea ice extent from November 1979-December 2005 is “not statistically significant” which seems to give them good reason to play it down. For instance, in the Chapter 4, Executive Summary (p. 339), the sea ice bullet reads:

    Satellite data indicate a continuation of the 2.7 ± 0.6% per decade decline in annual mean arctic sea ice extent since 1978. The decline for summer extent is larger than for winter, with the summer minimum declining at a rate of 7.4 ± 2.4% per decade since 1979. Other data indicate that the summer decline began around 1970. Similar observations in the Antarctic reveal larger interannual variability but no consistent trends.

Which in the AR4 Summary For Policymakers becomes two separate items:

    Satellite data since 1978 show that annual average arctic sea ice extent has shrunk by 2.7 [2.1 to 3.3]% per decade, with larger decreases in summer of 7.4 [5.0 to 9.8]% per decade. These values are consistent with those reported in the TAR. {4.4}

and,

    Antarctic sea ice extent continues to show interannual variability and localised changes but no statistically significant average trends, consistent with the lack of warming reflected in atmospheric temperatures averaged across the region. {3.2, 4.4}

“Continues to show…no statistically significant average trends”? Continues?

This is what the IPCC Third Assessment Report (TAR), released in 2001, had to say about Antarctic sea ice trends (Chapter 3, p. 125):

    Over the period 1979 to 1996, the Antarctic (Cavalieri et al., 1997; Parkinson et al., 1999) shows a weak increase of 1.3 ± 0.2%/decade.

By anyone’s reckoning, that is a statistically significant increase.

In the IPCC TAR Chapter 3 Executive Summary is this bullet point:

    …Satellite data indicate that after a possible initial decrease in the mid-1970s, Antarctic sea-ice extent has stayed almost stable or even increased since 1978.

So, the IPCC AR4’s contention that sea ice trends in Antarctica “continues” to show “no statistically significant average trends” contrasts with what it had concluded in the TAR.

Interestingly, the AR4 did not include references to any previous study that showed that Antarctic sea ice trends were increasing in a statistically significant way. The AR4 did not include the TAR references of either Cavalieri et al., 1997, or Parkinson et al., 1999. Nor did the IPCC AR4 include a reference to Zwally et al., 2002, which found that:

    The derived 20 year trend in sea ice extent from the monthly deviations is 11.18 ± 4.19 x 103 km2yr-1 or 0.98 ± 0.37% (decade)-1 for the entire Antarctic sea ice cover, which is significantly positive. [emphasis added]

and (also from Zwally et al. 2002),

    Also, a recent analysis of Antarctic sea ice trends for 1978–1996 by Watkins and Simmonds [2000] found significant increases in both Antarctic sea ice extent and ice area, similar to the results in this paper. [emphasis added]

Watkins and Simmonds (2000) was also not cited by the AR4.

So just what did the IPCC AR4 authors cite in support of their “assessment” that Antarctic sea ice extent was not increasing in a statistically significant manner? The answer is “an updated version of the analysis done by Comiso (2003).” And just what is “Comiso (2003)”? A book chapter!

    Comiso, J.C., 2003: Large scale characteristics and variability of the global sea ice cover. In: Sea Ice - An Introduction to its Physics, Biology, Chemistry, and Geology [Thomas, D. and G.S. Dieckmann (eds.)]. Blackwell Science, Oxford, UK, pp. 112–142.

And the IPCC didn’t actually even use what was in the book chapter, but instead “an updated version” of the “analysis” that was in the book chapter.

And from this “updated” analysis, the IPCC reported that the increase in Antarctic sea ice extent was an insignificant 5.6 ± 9.2 × 103 km2 yr–1 (0.47 ± 0.8% per decade)—a value that was only about one-half of the increase reported in the peer-reviewed literature.

There are a few more things worth considering.

1) Josefino Comiso (the author of the above mentioned book chapter) was a contributing author of the IPCC AR4 Chapter 4, so the coordinating lead authors probably just turned directly to Comiso to provide an unpeer-reviewed update. (how convenient)

and 2) Comiso published a subsequent paper (along with Fumihiko Nishio) in 2008 that added only one additional year to the IPCC analysis (i.e. through 2006 instead of 2005), and once again found a statistically significant increase in Antarctic sea ice extent, with a value very similar to the value reported in the old TAR, that is:

    When updated to 2006, the trends in ice extent and area …in the Antarctic remains slight but positive at 0.9 ± 0.2 and 1.7 ± 0.3% per decade.

These trends are, again, by anyone’s reckoning, statistically significant.





Figure 1. Trend in Antarctic ice extent, November 1978 through December 2006 (source: Comiso and Nishio, 2008).

And just in case further evidence is needed, and recent 2009 paper by Turner et al. (on which Comiso was a co-author), concluded that:

    Based on a new analysis of passive microwave satellite data, we demonstrate that the annual mean extent of Antarctic sea ice has increased at a statistically significant rate of 0.97% dec-1 since the late 1970s.

This rate of increase is nearly twice as great as the value given in the AR4 (from its non-peer-reviewed source).

So, the peer reviewed literature, both extant at the time of the AR4 as well as published since the release of the AR4, shows that there has been a significant increase in the extent of sea ice around Antarctica since the time of the first satellite observations observed in the late 1970s. And yet the AR4 somehow “assessed” the evidence and determined not only that the increase was only half the rate established in the peer-reviewed literature, but also that it was statistically insignificant as well. And thus, the increase in sea ice in the Antarctic was downplayed in preference to highlighting the observed decline in sea ice in the Arctic.

It is little wonder why, considering that the AR4 found that “Sea ice is projected to shrink in both the Arctic and Antarctic under all SRES scenarios.”

References:

Cavalieri, D. J., P. Gloersen, C. L. Parkinson, J. C. Comiso, and H. J. Zwally, 1997. Observed hemispheric asymmetry in global sea ice changes. Science, 278, 1104–1106.

Cavalieri, D. J., C. L. Parkinson, P. Gloersen, J. C. Comiso, and H. J. Zwally, 1999. Deriving long-term time series of sea ice cover from satellite passivemicrowave multisensor data sets. Journal of Geophysical Research, 104, 15803–15814 begin_of_the_skype_highlighting              15803–15814      end_of_the_skype_highlighting.

Comiso, J. C., and F. Nishio, 2008. Trends in the sea ice cover using enhanced and compatible AMSR-E, SSM/I, and SMMR data. Journal of Geophysical Research, 113, C02S07, doi:10.1029/2007JC004257.

Parkinson, C. L., D. J. Cavalieri, P. Gloersen, H. J. Zwally, and J. C. Comiso, 1999. Arctic sea ice extents, areas, and trends, 1978– 1996. Journal of Geophysical Research, 104, 20837–20856 begin_of_the_skype_highlighting              20837–20856      end_of_the_skype_highlighting.

Turner, J., J. C. Comiso, G. J. Marshall, T. A. Lachlan-Cope, T. Bracegirdle, T. Maksym, M. P. Meredith, Z. Wang, and A. Orr, 2009. Non-annular atmospheric circulation change induced by stratospheric ozone depletion and its role in the recent increase of Antarctic sea ice extent. Geophysical Research Letters, 36, L08502, doi:10.1029/2009GL037524.

Watkins, A. B., and I. Simmonds, Current trends in Antarctic sea ice: The 1990s impact on a short climatology, 2000. Journal of Climate, 13, 4441–4451 begin_of_the_skype_highlighting              4441–4451      end_of_the_skype_highlighting.

Zwally, H.J., J. C. Comiso, C. L. Parkinson, D. J. Cavalieri, and P. Gloersen, 2002. Variability of Antarctic sea ice 1979-1998. Journal of Geophysical Research, 107, C53041.


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede


Citar
Otro error del IPCC: Aumento del Mar de Hielo Antártico infravalorado en un 50%
Filed under: la Antártida , los cambios climáticos -
Varios errores han sido recientemente descubiertos en el cuarto Informe de Evaluación (AR4) del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC). Estos incluyen problemas con los glaciares del Himalaya, la agricultura africana, las selvas tropicales del Amazonas, la geografía neerlandés, y la atribución de daños producidos por fenómenos meteorológicos extremos. Más parece que a su vez a diario. La mayoría de estos errores se derivan de la dependencia del IPCC sobre la no-par la revisión de fuentes.

Los defensores del IPCC han afirmado que la mayoría de estos errores son menores en importancia y se limitan al Grupo de Trabajo II Informe (el uno sobre los impactos, adaptación y vulnerabilidad) del IPCC, que fue elaborado por representantes de diversos intereses regionales y que no fue como la ciencia de mucho a disposición de recurrir a lo que había en el Grupo de Trabajo I del informe ("La Ciencia Física Bases"). El IPCC defensores argumentan que no se han producido (en la práctica o no) los problemas identificados en el Grupo de Trabajo I (GTI) informe sobre la ciencia.

Humildemente no están de acuerdo.


De hecho, el informe del GTI se basa en un proceso que, según lo revelado por los correos electrónicos Climategate, es, por su naturaleza, la finalidad de no producir una visión precisa del estado de la ciencia del clima, pero en lugar de ser una "evaluación" de el estado del clima en la ciencia una evaluación en gran medida impulsado por las ideas preconcebidas del equipo de diseño del IPCC y promulgada por diversos autores de los capítulos de la élite. El resultado final de esta evaluación "es elevar la evidencia que apoya las ideas preconcebidas y denigrar (o ignorar) las ideas que van en contra de ella.

Estas prácticas están claramente al descubierto en varios Peticiones reciente a los EE.UU. Agencia de Protección Ambiental (EPA)-peticiones pidiendo a la EPA que reconsidere su "Puesta en peligro de hallar" que los gases de efecto invernadero antropogénicos en peligro nuestra salud y el bienestar públicos. La base de las peticiones diferentes es que el proceso es tan imperfecto que el IPCC no puede ser considerado como un proveedor fiable del verdadero estado de la ciencia del clima, algo que la EPA depende fuertemente de la IPCC ser. El fondo la mayoría de estas peticiones contiene más de 200 páginas de descripciones de los problemas del IPCC y un verdadero ojo-abrelatas en lo mal que se había convertido.

No hay duda de que las 200 páginas + seguiría a hincharse más tenía el plazo de presentación no es tan estrecha. El nuevo material está siendo revelado al día.

Apenas la semana pasada, (y por tanto del IPCC de la EPA) la afirmación principal que "La mayoría del aumento observado en las temperaturas medias mundiales desde el al 20 de mediados del siglo se debe muy probablemente al aumento observado en antropogénicas de GEI gases de efecto invernadero las concentraciones de []" Se ha demostrado que estar equivocado . Este argumento no está incluido en la petición.

Esto añade un nuevo problema a la creciente lista de errores en el informe del IPCC GTI, éste se refiere a las tendencias del hielo marino antártico.

Mientras toda la prensa se trata de los descensos observados en la extensión del hielo marino del Ártico en las últimas décadas, se presta poca atención a todos es el hecho de que la medida del hielo marino en el Antártico ha ido en aumento. Sin duda, la falta de cobertura de la prensa se deriva de la IPCC tratamiento de este tema.

En el AR4 del IPCC se describe la situación como esta en el capítulo 4, "Observaciones: Cambios en la nieve, hielo y terreno congelado" (p. 351):

Como ejemplo, una versión actualizada del análisis realizado por Comiso (2003), que abarca el período comprendido entre noviembre 1978 y diciembre de 2005, se muestra en la Figura 4.8. Las anomalías anuales significa la extensión del hielo se muestran. Hay una tendencia de disminución significativa en la extensión del hielo del mar ártico de -33 ± 7,4 × 10 3 km 2 año -1 (equivalente a -2,7 ± 0,6% por década), mientras que los resultados positivos de la Antártica muestran una ligera tendencia de 5,6 ± 9,2 × 10 3 km 2 año -1 (0,47 ± 0,8% por década), que no es estadísticamente significativa. Las incertidumbres representan el intervalo de confianza del 90% de la estimación de tendencia y los porcentajes se basan en la media de 1978 a 2005.

Tenga en cuenta que los estados del IPCC que el aumento de la Antártida en extensión del hielo marino a partir de noviembre 1979-diciembre 2005 "no es estadísticamente significativa", que parece darles una buena razón para restarle importancia. Por ejemplo, en el Capítulo 4, Resumen Ejecutivo (p. 339), la bala del hielo marino se lee:

Los datos de satélite indican una continuación del 2,7% ± 0,6 por década disminución de la media anual del hielo marino ártico medida desde 1978. La disminución de la extensión de verano es mayor que para el invierno, con el mínimo de verano disminuyendo a un ritmo de 7,4 ± 2,4% por década desde 1979. Otros datos indican que la declinación de verano comenzó alrededor de 1970. Observaciones similares en la Antártida muestran mayor variabilidad interanual, pero no las tendencias consistentes.

Que en el Resumen para responsables de políticas IE4 se convierte en dos partidas distintas:

Datos de satélites desde 1978 muestran que la media anual del hielo marino ártico medida se ha reducido en un 2,7 [2,1 a 3,3]% por década, con mayores descensos en verano de 7,4 [5,0 a 9,8]% por década. Estos valores son consistentes con los reportados en el TIE. (4,4)

y,

la extensión del hielo marino antártico continúa mostrando variabilidad interanual y cambios localizados, pero estadísticamente no significativa los rendimientos medios, en consonancia con la falta de calentamiento reflejada en las temperaturas atmosféricas promedio de toda la región. (3,2, 4,4)

"Sigue ... no muestran tendencias significativas estadísticamente media"? Continúa?

Esto es lo que el Tercer Informe de Evaluación del IPCC (TAR), publicado en 2001, tenía que decir acerca de las tendencias del hielo antártico (capítulo 3, p. 125):

Durante el período 1979 a 1996, la Antártida Cavalieri (et al., 1997; Parkinson et al., 1999) muestra un aumento débil de 1,3 ± 0,2% / decenio.

Según los cálculos de nadie, es decir un aumento estadísticamente significativo.

En el Capítulo 3 del IPCC TAR Resumen Ejecutivo es la siguiente viñeta:

... Los datos de satélite indican que después de una posible disminución inicial a mediados de la década de 1970, la Antártida extensión del hielo marino se ha mantenido prácticamente estable e incluso ha aumentado desde 1978.

Por lo tanto, la afirmación del AR4 del IPCC de que las tendencias del hielo marino en la Antártida ", continúa" para mostrar "no es estadísticamente significativa las tendencias medias" contrasta con lo que llegó a la conclusión en el TIE.

Curiosamente, el IE4 no incluía referencias a cualquier estudio previo que demostró que el hielo marino antártico tendencias fueron aumentando de forma estadísticamente significativa. El AR4 no incluir las referencias al TAR de cualquiera Cavalieri y otros., 1997, o al Parkinson y otros., 1999. Tampoco el AR4 del IPCC incluyen una referencia a Zwally et al., 2002, que encontró que:

La tendencia del año obtuvo el 20 en la extensión del hielo del mar de las desviaciones mensual es 11,18 ± 4,19 x 10 3 km 2 año -1 o 0,98 ± 0,37% (diez años) -1 por el mar cubierta de hielo del Antártico entero, que es muy positivo. [énfasis agregado]

y (también de Zwally et al. 2002),

Además, un reciente análisis de las tendencias del mar de hielo antártico de 1978-1996 por Watkins y [Simmonds] 2000 encontró un aumento significativo tanto en la extensión del hielo marino antártico y la zona de hielo, similares a los resultados en este trabajo. [énfasis agregado]

Watkins y Simmonds (2000) tampoco fue citado por el IE4.

Así que, ¿qué hicieron los autores del IPCC AR4 citar en apoyo de su "evaluación" de que la extensión del hielo marino antártico no aumentaba de forma estadísticamente significativa? La respuesta es "una versión actualizada del análisis realizado por Comiso (2003)." Y lo que es "Comiso (2003)"? Un capítulo de un libro!

Comiso, JC, 2003: características a gran escala y la variabilidad del hielo marino cobertura global. En: hielo marino - Introducción a la Física, Biología, Química y Geología [Thomas, D. y GS Dieckmann (eds.)]. Blackwell Science, Oxford, Reino Unido, pp. 112-142.

Y el IPCC en realidad no lo era incluso usar en el capítulo de libro , sino "una versión actualizada" de los "análisis" que estaba en el capítulo de libro.

Y de esta "actualización" de análisis, el IPCC informó que el aumento de la extensión del hielo del mar Antártico fue un insignificante 5,6 ± 9,2 × 10 3 km 2 año -1 (0,47 ± 0,8% por década)-un valor que era sólo una la mitad del incremento reportado en la literatura revisada por expertos.

Hay unas cuantas cosas más vale la pena considerar.

1) Josefino Comiso (el autor del capítulo de un libro antes mencionado), fue uno de los autores del IPCC AR4 el capítulo 4, por lo que los autores principales coordinadores, probablemente acaba de cumplir directamente a Comiso para proporcionar una actualización unpeer revisada. (Qué conveniente)

y 2) Comiso publicó un artículo posterior (junto con Fumihiko Nishio) en 2008 que sólo se agregó un año más para el análisis del IPCC (es decir, hasta 2006 en vez de 2005), y una vez encontrado un aumento estadísticamente significativo en la extensión del hielo antártico, con un valor muy similar al valor reportado en la Región Autónoma de edad, es decir:

Cuando se actualiza a 2006, las tendencias en la extensión del hielo y la zona ... en la Antártida siga siendo escasa, pero positiva en el 0,9 ± 0,2 y 1,7 ± 0,3% por década.

Estas tendencias son, de nuevo, según los cálculos de nadie, estadísticamente significativa.




Figura 1. Tendencia en la extensión de hielo de la Antártida, noviembre de 1978 hasta diciembre de 2006 (fuente: Comiso y Nishio, 2008).

Y por si acaso se necesitan más pruebas, y los últimos 2009 en papel por Turner et al. (En el que Comiso fue co-autor), concluyó que:

Sobre la base de un nuevo análisis de datos de satélites de microondas pasivas, se demuestra que la media anual de extensión de hielo marino de la Antártida ha aumentado a una tasa significativa estadísticamente de 0,97% desde diciembre -1 finales de 1970.

Esta tasa de aumento es casi dos veces tan grande como el valor dado en el IE4 (desde su-revisada por expertos en fuentes no).

Así, la literatura revisada por pares, tanto existentes en el momento del AR4 y publicado desde el lanzamiento del IE4, muestra que ha habido un aumento significativo en la extensión del hielo del mar alrededor de la Antártida desde la época de las observaciones del primer satélite observada a finales de 1970. Sin embargo, el AR4 de alguna manera "evaluar" la evidencia y ha determinado no sólo que el incremento fue de sólo la mitad de la tasa establecida en la literatura revisada por expertos, pero también que era estadísticamente insignificante. Y así, el aumento en el hielo marino en la Antártida fue minimizado en lugar de destacar la disminución observada en el hielo marino en el Ártico.

No es de extrañar por qué, teniendo en cuenta que el IE4 encontró que "El hielo marino se prevé una contracción tanto en el Ártico y la Antártida en todos los escenarios del IE-EE".

Referencias:

Cavalieri, DJ, P. Gloersen, Parkinson CL, JC Comiso, y Zwally HJ, 1997. Observado hemisférica asimetría en los cambios globales de hielo del mar. Ciencia, 278, 1104-1106.

Cavalieri, DJ, CL Parkinson, P. Gloersen, JC Comiso, y Zwally HJ, 1999. Derivado plazo de series de tiempo de duración del hielo marino cubierta de passivemicrowave satélite multisensor conjuntos de datos. Journal of Geophysical Research, 104, 15803-15814.

Comiso, JC, y Nishio F., 2008. Tendencias en el mar de hielo cubierta con una mayor y compatibles AMSR-E, SSM / I, y los datos SMMR. Journal of Geophysical Research, 113, C02S07, doi: 10.1029/2007JC004257.

Parkinson, CL, DJ Cavalieri, P. Gloersen, HJ Zwally, y JC Comiso, 1999. Extensiones de hielo ártico del mar, las zonas, y las tendencias, desde 1978 hasta 1996. Journal of Geophysical Research, 104, 20837-20856.

Turner, J., JC Comiso, Marshall GJ, Lachlan TA-Cope, T. Bracegirdle, Maksym T., Meredith MP, Z. Wang, y Orr A., 2009. el cambio de circulación atmosférica-para no anular inducida por el agotamiento del ozono estratosférico y su papel en el reciente aumento de la extensión del hielo del mar Antártico. Geophysical Research Letters, 36, L08502, doi: 10.1029/2009GL037524.

Watkins, AB y Simmonds I., Tendencias actuales en el hielo marino de la Antártida: El impacto en la década de 1990 una climatología corto, de 2000. Journal of Climate, 13, 4441-4451.

Zwally, HJ, JC Comiso, CL Parkinson, DJ Cavalieri, y Gloersen P., 2002. La variabilidad del hielo marino antártico 1979-1998. Journal of Geophysical Research, 107, C53041.


En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #20 : Marzo 24, 2011, 22:43:11 »

Evolucion de algunos glaciares del Pirineo desde 1820 hasta hoy. Datos
de 1820-1992 y 2000, extension en hectareas.

Macizo de Infiernos:
-glaciar
 oriental
  en 182:11,8hac , En 1991:7,7hac , en 2000:4,8hac
-glaciar
 central
en 1820:32,8hac. En 1991: Glaciar de 11,9 +helero de 1,5
hac y en 2000: glaciar de 8,6 hac y helero-nevero de 1,2 hac.


Vignemale:
-
 Clot de Hount: en 1820: glaciar de 14,8 hac. En 1991: Helero de
2,9. En 2000: Helero-nevero de 1,8
- Pico Central: En 1820:
glaciar de 11,2 hac. En 1991: Helero de 5,2 hac. En 2000: NADA.
-Monferrat:
 En 1820:glaciar de 14,9 hac. En 1991: Helero de 4,3. En 2000: NADA.

Monte
 Perdido:
-El glaciar que en 1820 tenia una 238,9hac, se divide en
tres glaciares en 1991, de 22,4hac, 8,9 hac y 38,7hac. En 2000 el
glaciar de 22,4hac es un glaciar-helero de 15,9hac y un helero de 4hac.
Mientras que los restantes glaciares lo son ahora de 8,1hac y 35,1hac.

Posets:
-En
 1820 un glaciar de 66hac, que en 1991 eran dos glaciares de 13,9hac y
10,9 hac. En el año 2000 el glaciar de 13,9 pasa a 12,4 mientras que el
de 10,9 se convierte en un doble helero de 5,7hac y 3hac.


Perdiguero
-Habia
 glaciares que sumaban un total de 41 hac en 1820. En 1991 todo eran
heleros exceppto un pequeño glaciar de 5,1 hac. En el año 2000 hay 6,8
hac de helero-nevero.

Maladeta:
-El glaciar de la Maladeta
 tenia en 1820 un cuerpo de 121hac. En 1991 tenia 68,9 hac y en 2000
tenia dos cuerpos, uno de 6,1hac y otro de 48,4 hac.
- El glaciar
del Aneto:
tenia en 1820 unas 261 hac, que en 1991 eran 99hac,
mientras que en el año 2000 habia una 90 hac.
-Barrancas, pasa de las
 43,6hac de 1820, a las 16,5 de 1991 y las 10,8 de año 2000.
Tempestades:
 Ha pasado de 1 cuerpo de 83,3hac en 1820, a un cuerpo de 29,8 en 1991,
pasando a ser un glaciar de 14,3hac, mas dos heleros de 7 y 2,1 hac en
el 2000.


El texto no es mio, es de meteored del 2007
En línea
Ronco
Admin.
******
Conectado Conectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 6415



Ver Perfil
« Respuesta #21 : Marzo 25, 2011, 14:55:17 »

Pues puede que yo no sepa analizar los datos, o que los que tomaron en 1820 no fuesen muy rigurosos. pero noto un clarísimo descenso en el tamaño de estos glaciares.
Alguna causa debe de haber.
En línea

"... La ciencia no es perfecta, se utiliza a menudo mal, no es más que una herramienta, pero es la mejor herramienta que tenemos, se corrige, siempre está evolucionando y se puede aplicar a todos. Con esta herramienta conquistamos lo imposible..." Carl Sagan
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #22 : Marzo 25, 2011, 16:02:45 »

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
Pues puede que yo no sepa analizar los datos, o que los que tomaron en 1820 no fuesen muy rigurosos. pero noto un clarísimo descenso en el tamaño de estos glaciares.
Alguna causa debe de haber.

Coincide con el fin de la pequeña edad de hielo.
Aumentan la tº y eso es uno de los factores que hacen que disminuyan los glaciares.
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #23 : Abril 07, 2011, 11:08:59 »

Pérdida récord de ozono estratosférico en el Ártico, según la OMM


07/04/2011  .- El agotamiento de la capa de ozono -escudo que protege la vida en la Tierra de niveles nocivos de radiación ultravioleta- ha alcanzado un nivel sin precedentes en el Ártico esta primavera debido a la constante presencia en la atmósfera de sustancias que agotan la capa de ozono y a las temperaturas sumamente frías de la estratosfera durante el invierno.





Citar
PÉRDIDA RÉCORD DE OZONO ESTRATOSFÉRICO EN EL ÁRTICO DURANTE LA PRIMAVERA DE 2011
GINEBRA – 5 DE ABRIL DE 2011 (OMM) –

El agotamiento de la capa de ozono –escudo que protege la vida en la Tierra de niveles nocivos de radiación ultravioleta– ha alcanzado un
nivel sin precedentes en el Ártico esta primavera debido a la constante presencia en la atmósfera de sustancias que agotan la capa de ozono y a las temperaturas sumamente frías de la estratosfera durante el invierno. La estratosfera es la segunda capa más importante
de la atmósfera de la Tierra y se encuentra justo encima de la troposfera.




La pérdida récord de ozono es un hecho, a pesar de que existe un acuerdo internacional gracias al cual se ha conseguido reducir enormemente la producción y el consumo de sustancias químicas que destruyen la capa de ozono. Debido a la larga vida atmosférica de esos compuestos pasarán varios decenios hasta que sus concentraciones vuelvan a alcanzar los niveles registrados antes de 1980, es decir, el objetivo acordado en el Protocolo de Montreal relativo a las sustancias que agotan la capa de ozono.

Las observaciones realizadas sobre el Ártico desde la Tierra y desde globos, así como desde satélites, muestran que la pérdida de la columna de ozono en esa región ha sido de un 40% aproximadamente desde el comienzo del invierno hasta finales de marzo. La mayor pérdida de ozono de la que se tenía conocimiento hasta el momento era de un 30% aproximadamente en todo el invierno.

En la Antártida el llamado agujero de la capa de ozono es un fenómeno recurrente cada invierno y cada primavera debido a las temperaturas extremadamente bajas de la estratosfera. En el Ártico las condiciones meteorológicas varían mucho más de un año a otro y las temperaturas son siempre más cálidas que en la Antártida. Por lo tanto, la pérdida de la capa de ozono apenas se
hace sentir en algunos inviernos árticos, mientras que las frías temperaturas de la estratosfera en el Ártico que se prolongan más allá de la noche polar a veces pueden redundar en una pérdida sustancial de la capa de ozono.

A pesar de que este invierno ártico fue más cálido de lo normal en la superficie terrestre, en la estratosfera hizo más frío que de costumbre en esa época del año.


Sin precedentes pero previsible

Aunque el grado de destrucción de la capa de ozono en el Ártico en 2011 no tiene precedentes, era previsible. Los científicos especializados en el ozono han previsto que se pueda producir una pérdida significativa de la capa de ozono en el Ártico si se produce un invierno estratosférico frío y estable en el Ártico.  El agotamiento del ozono estratosférico sobre las regiones polares se
produce cuando las temperaturas caen por debajo de -78 ºC. A temperaturas tan bajas se forman nubes en la estratosfera. Las reacciones químicas que convierten los gases de depósito inocuos (por ejemplo, el ácido clorhídrico) en gases activos que agotan la capa de ozono se producen en las partículas de las nubes. El resultado es la rápida destrucción de la capa de ozono si hay luz del sol.

Las sustancias que agotan la capa de ozono, tales como los clorofluorocarbonos (CFC) y los halones, compuestos que se utilizaban en los refrigeradores, los botes pulverizadores de aerosoles y los extintores de incendios, se han ido eliminado paulatinamente, de acuerdo con las disposiciones del Protocolo de Montreal. Gracias a ese acuerdo internacional se prevé que la capa de ozono exterior a las regiones polares se recupere entre 2030 y 2040, alcanzando los niveles registrados antes de 1980, según se indica en la Evaluación científica OMM/PNUMA del agotamiento del ozono (véase el enlace infra). Por el contrario, se prevé que el agujero de ozono observado en la primavera antártica persista hasta 2045-60, y que en la región ártica se recupere probablemente uno o dos decenios antes.

Si no se hubiese concertado el Protocolo de Montreal, muy probablemente la destrucción de la capa de ozono este año habría sido considerablemente más grave. La lenta recuperación de la capa de ozono se debe a que las sustancias que agotan la capa de ozono permanecen en la atmósfera durante varios decenios. En las regiones polares la disminución de los gases que agotan la capa de ozono ha sido tan solo de un 10% del nivel necesario para volver a alcanzar los niveles de referencia de 1980.


Vigilancia de la Atmósfera Global

“La estratosfera ártica continúa siendo vulnerable a la destrucción del ozono causada por sustancias relacionadas con las actividades humanas,” dijo el Sr. Michel Jarraud, Secretario General de la OMM. “El nivel de pérdida de la capa de ozono registrado en un invierno particular depende de las condiciones meteorológicas. La pérdida de ozono registrada en 2011 muestra que debemos mantenernos alerta y vigilar de cerca la situación del Ártico en los próximos años",
añadió.
"La Red de la Vigilancia de la Atmósfera Global de la OMM dispone de numerosas estaciones en el Ártico y permite que recibamos alertas tempranas cuando se registran bajos niveles de ozono o intensas radiaciones ultravioletas (UV)."

Si la zona de agotamiento de la capa de ozono se aleja del polo y se acerca a latitudes más bajas puede que se produzca un aumento de las radiaciones ultravioletas en comparación con los niveles normales para la estación. A medida que la altura máxima del sol al mediodía aumente en las semanas siguientes, las regiones afectadas por el agotamiento de la capa de ozono registrarán radiaciones UV superiores a las normales. Se recomienda a la población que se mantenga informada de la situación a través de las predicciones nacionales sobre la radiación UV.
Sin embargo, cabe señalar que la radiación UV no aumentará con la misma intensidad que en las regiones tropicales del globo. El sol todavía está relativamente bajo, lo que limita la cantidad de radiación UV que pasa a través de la atmósfera. La radiación UV-B puede provocar cáncer de piel, cataratas y trastornos del sistema inmunitario en los seres humanos. Algunos cultivos y formas de vida marina también pueden sufrir efectos adversos.


Antecedentes:

El aumento de los gases de efecto invernadero da lugar a temperaturas más altas en la superficie de la Tierra pero los modelos muestran que, al mismo tiempo, la estratosfera se enfriará. Por ello, los científicos especializados en la capa de ozono han previsto que en la estratosfera ártica pueda producirse una pérdida significativa de ozono. Si persisten las bajas temperaturas en primavera, es decir, cuando vuelve a salir el sol después de la noche polar, se acelera la destrucción de la capa de ozono. En la Antártida esas condiciones prevalecen cada invierno y primavera, mientras que en el Ártico la variabilidad de un año a otro es mucho mayor. Por consiguiente, la amplia
pérdida de la capa de ozono no es un fenómeno recurrente cada año en la estratosfera ártica. Si bien se prevé que las cantidades cada vez mayores de gases de efecto invernadero de larga duración, tales como el dióxido de carbono y el metano, provocarán el enfriamiento de la estratosfera a largo plazo, ese aumento no puede explicar las grandes variaciones de temperatura que se observan de un año a otro en la estratosfera ártica.

Tanto las observaciones satelitales como el lanzamiento coordinado de ozonosondas transportadas en globos atmosféricos nos muestran que la pérdida de ozono se produce a una altitud de entre 15 y 23 km por encima de la superficie de la Tierra, encontrándose la
concentración mínima de ozono entre los 19 y 20 km de altura. Esto coincide con la región de bajas temperaturas, situadas por debajo de -78 ºC. En esta región, hasta ahora se han destruido más de dos terceras partes de la capa de ozono. Las mediciones procedentes del instrumento satelital SCIAMACHY muestran altas cantidades récord de moléculas de OCLO, un compuesto que interviene en la destrucción del ozono. Las mediciones satelitales del ozono total realizadas por OMI, GOME-2 y SCIAMACHY muestran una región caracterizada por un bajo contenido de ozono por encima de las regiones árticas. A finales de marzo, esa región caracterizada por un bajo contenido de ozono se alejaba del polo y cubría Groenlandia y Escandinavia.

El Convenio de Viena para la Protección de la Capa de Ozono entró en vigor en 1985. Dos años después se firmó el Protocolo de Montreal para la reducción gradual de la producción y el consumo de sustancias que agotan la capa de ozono. El Protocolo de Montreal se reforzó en
diversas ocasiones después de 1987.

Los gráficos de la columna de ozono total y de los perfiles verticales del ozono realizados alrededor del polo el 30 de marzo por el Instituto Meteorológico de Finlandia utilizando datos satelitales y terrestres pueden consultarse en la siguiente página:

No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede

La Evaluación científica OMM/PNUMA del agotamiento del ozono correspondiente a 2010 puede consultarse en la siguiente página: No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede donde encontrará más información sobre la situación actual de la capa de ozono y las proyecciones para el futuro.

La Organización Meteorológica Mundial es el portavoz autorizado de las Naciones Unidas sobre el tiempo, el clima y el agua
*************
Para más información, diríjase a la Oficina de comunicación y de relaciones públicas de la OMM:
Carine Richard-Van Maele, jefa de la Oficina, Tel: +(41 22) 730 8315; correo electrónico: No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
Clare Nullis, agregada de prensa de esa Oficina. Tel: +(41 22) 730 8478; +( 41 79) 7091397;
correo electrónico: No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
Sitio web de la OMM: No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede



Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Nou_Moles
Moderador Global
******
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2223



Ver Perfil
« Respuesta #24 : Abril 07, 2011, 11:16:26 »

07/04/2011  .- El mes de marzo ha resultado muy húmedo en general, con una precipitación media acumulada en torno a 68 mm, un 50% por encima del valor normal de 46 mm. La temperatura media del mes se sitúa dentro de los valores normales.

Resumen sinóptico del mes de marzo-2011

El mes comenzó con una situación sinóptica de entrada de aire frío del noreste en la Península y las Baleares, caracterizada en altura por una dorsal en el Atlántico y una vaguada en el Mediterráneo occidental, mientras que en superficie se daban altas presiones centradas sobre mar del Norte y bajas sobre el Mediterráneo occidental.
Debido a una bifurcación del flujo del vórtice en el Atlántico norte, tal situación derivó pronto hacia una situación de bloqueo con altas presiones sobre el paralelo 50º N y bajas sobre las latitudes de la península Ibérica, que se prolongó hasta el comienzo de la segunda decena del mes y dio lugar a lluvias generalizadas, sobre todo en el sur peninsular, e incluso nevadas en la meseta Norte y los sistemas montañosos.

En los primeros días de la segunda decena hubo una vaguada profunda de eje aproximadamente en 20º W que afectó tanto a la Península y las Baleares como a las islas Canarias. Se dieron situaciones de bajas presiones centradas sobre el Cantábrico y el sur de Irlanda, con paso de frentes y lluvias generalizadas, intensas en Cataluña  y Levante.

En los días centrales del mes volvió a producirse de nuevo una situación de flujo bifurcado en altura, con la bifurcación en medio del Atlántico norte y la rama meridional del flujo formando una vaguada profunda con baja desprendida centrada al oeste de la Península.  Por el contrario, durante los últimos días de la segunda decena y primeros de la tercera el tiempo lo marcó una dorsal cuyo eje estuvo situado en torno al meridiano 10º W, que dio lugar a que la Península y las Baleares quedaran bajo una masa de aire relativamente cálido, con tiempo soleado de temperaturas suaves en casi todas las regiones.

A partir del día 22 el flujo del vórtice se bifurcó de nuevo en el Atlántico norte y retornó la situación de bloqueo con una dorsal en latitudes altas y una vaguada en las bajas. La península Ibérica quedó así bajo una masa de aire frío, con bajas presiones en superficie, lo que dio lugar al paso de frentes con lluvias y vientos de cierta intensidad en todas las regiones. El mes terminó con una circulación zonal de ligera dorsal en altura, tiempo anticiclónico y soleado en la Península y las islas Baleares.

Siguiendo la posición de la rama meridional del vórtice bifurcado, en Canarias estuvo interrumpido el régimen de los alisios en gran parte de la primera mitad del mes, y en los primeros días de la tercera decena; en el resto del mes dominaron los alisios.



Precipitación marzo 2011


Precipitaciones

 El mes de marzo ha resultado muy húmedo en general, con una precipitación media acumulada sobre el territorio de España que se ha situado en torno a un 50% por encima de su valor normal de 46 mm. (Periodo de Referencia: 1971-2000). 

El mes ha sido no obstante seco en las regiones de la vertiente cantábrica y parte de Galicia, y de precipitaciones en torno a las normales en áreas del interior de la mitad sur, mientras que en el resto de las regiones peninsulares y en ambos archipiélagos ha tenido carácter húmedo a muy húmedo, habiendo resultado incluso extremadamente húmedo en zonas del litoral de Cataluña y en el extremo oeste de Andalucía. En amplias zonas de Cataluña, así como en la provincia de Huelva y en un área del centro de Aragón, las precipitaciones acumuladas en marzo superaron el triple de los valores normales; a este respecto cabe destacar que en el observatorio de Huelva, la precipitación mensual  fue de 164,6 mm., con lo que superó ampliamente el anterior valor máximo de la serie de esta estación para marzo (con datos desde 1985), que correspondió al año 2001 con 97,8 mm.   

En la primera decena del mes se registraron precipitaciones en todas las regiones menos en Galicia, si bien sólo fueron de importancia con totales por encima de los 20 mm. en áreas de Andalucía, Extremadura, Valencia, sur y este de Cataluña y Sistema Central. Las precipitaciones más copiosas se registraron en el litoral andaluz comprendido entre Cádiz y Málaga, con totales acumulados por encima de los 70 mm.

La segunda decena de marzo fue la más lluviosa del mes; las precipitaciones afectaron a toda España y fueron especialmente abundantes en el nordeste peninsular, en el oeste de Andalucía y en algunas zonas de Canarias, con totales por encima de los 100 mm. en amplias zonas de Cataluña y en el norte de Tenerife. 

En la tercera decena del mes las precipitaciones afectaron principalmente al noroeste peninsular y zonas de los Sistemas Central e Ibérico, mientras que en el suroeste peninsular y en ambos archipiélagos predominó el tiempo seco. En el suroeste de Galicia y extremo noroeste de Castilla y León las precipitaciones acumuladas superaron los 50 mm.     

Entre las precipitaciones diarias acumuladas en observatorios principales en este mes destaca el registro de Tenerife- Aeropuerto de los Rodeos con 69,6 mm. el día 13, así como el de San Sebastián- Igueldo con 69,2 mm. el día 13.




Temperatura marzo 2011


Temperaturas

El mes de marzo ha resultado en conjunto de temperaturas prácticamente normales, con una temperatura media mensual sobre España que se ha situado 0,1º C por encima  del valor medio del mes (Periodo de Referencia: 1971-2000).

El mes tuvo carácter cálido a muy cálido en Galicia, regiones cantábricas, Navarra, Cataluña, Aragón y nordeste de Castilla-La Mancha, con anomalías positivas que superaron el valor de +1º C en algunas áreas de Cantabria, País Vasco, Navarra y nordeste de Cataluña. Por el contrario resultó frío en el centro peninsular, norte de Extremadura y algunas zonas de Andalucía y sureste peninsular, mientras que en el resto de la España peninsular las temperaturas medias del mes oscilaron en torno a sus valores normales. En Baleares las temperaturas oscilaron en torno a los valores normales, mientras que  en Canarias el mes de marzo tuvo un carácter muy desigual, habiendo tenido carácter muy frío en la isla de Tenerife, donde en marcado contraste con lo ocurrido en meses anteriores, las temperaturas medias mensuales se situaron entre 1º C  y 2º C por debajo de los valores normales correspondientes al mes de marzo. En el  resto de las islas del archipiélago Canario las temperaturas se mantuvieron próximas a las normales. Cabe destacar que en el observatorio canario de Tenerife-sur se trató del mes de Marzo mas frío del registro, con datos desde 1981.     

Las temperaturas fueron relativamente bajas los primeros días del mes, para luego recuperarse a partir del día 5 y situarse en torno a sus valores normales hasta entrada la tercera decena. A partir del día 25 las temperaturas subieron de forma apreciable, situándose la última semana del mes entre 2 º C y 3 º C por encima de los valores normales.     

Los valores térmicos más elevados del mes de marzo se registraron justo al final del mismo. El día 31 se alcanzaron valores muy próximos a los 30º C en el bajo Guadalquivir y superiores a los 25 º C en el resto de Andalucía, Murcia, sur de Extremadura, sur de Cataluña, provincia de Orense e islas orientales del archipiélago canario. El valor máximo absoluto del mes en observatorios principales se registró en el observatorio de Morón de la Frontera (Sevilla), que registró 29,5 º C el día 31, seguido de Jerez de la Frontera (Cádiz) con 28,9 º C y Sevilla con 28,8 º C.   

Las temperaturas más bajas de marzo se registraron en los primeros 6 días del mes, en los que se produjeron heladas en todo el interior de la mitad norte peninsular, con valores inferiores a -5º C en puntos altos de la meseta norte y zonas altas de los sistemas montañosos. El valor mínimo entre estaciones principales se registró el día 1 en el observatorio del Puerto de Navacerrada con -10,0º C, seguido de -6,5º C en Izaña (Tenerife) el dia 16. Entre capitales de provincia destacan los valores registrados el día 4 en Ávila con -5,4º C y Segovia con -4,6º C.


Fuente:
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
No estas autorizado para ver los enlaces. Registrate o Accede
En línea
Páginas: [1] 2   Ir Arriba
  Imprimir  
 
Ir a:  


Powered by MySQL Powered by PHP Powered by SMF 1.1.15 | SMF © 2006-2009, Simple Machines
MdlC theme by MdlC
XHTML 1.0 válido! CSS válido!
SimplePortal 2.3.2 © 2008-2010, SimplePortal